Distinguido Abel Ramírez Téllez como el clavadista más destacado

Hijo de dos deportistas, el jovencito de 13 años ganó dos títulos en las competencias  

Autor:

José Luis López

Abelito ganó dos títulos en sus segundos Juegos Escolares. Foto: Albert Perera Castro

De tal palo, tal astilla, dice un añejo refrán. Y, como casi siempre, hay mucho de cierto en ello. Lo prueba esta vez el jovencito Abel Ramírez Téllez, quien acaba de ganar dos títulos en las competencias de clavado de los XLIII Juegos Escolares Nacionales, finalizadas este sábado en el Complejo de Piscinas Baraguá, al este de la capital.

Abelito, de 13 años y oriundo de Ciudad de La Habana, es hijo del excelente clavadista santiaguero del mismo nombre y de Yoanka Téllez, quien también practicó ese deporte. Y a sus padres les dedicó sus éxitos en las pruebas de plataforma —con récord nacional de 410 puntos para su categoría—- y trampolín de un metro, además del subtítulo obtenido en el trampolín de tres metros.

Por cierto, con tales actuaciones, el muchacho fue distinguido como el atleta más destacado de la justa.

—¿Tus inicios?

—A los siete años comencé a tirarme de los trampolines. A los nueve entré en la EIDE, con mi papá como entrenador, y en los Juegos Escolares del pasado año obtuve tres medallas de oro. Papi es muy exigente. Estuve con él hasta el curso pasado, pero lo llamaron para que entrenara al equipo nacional y ahora me adiestra otro de los grandes: Jesús Aballí.

—¿Cómo te las arreglas para ganar?

—Trato de no distraerme y seguir los consejos de mi entrenador. Hasta ahora me ha ido bien así.

—¿Cómo te entrenas?

—Por la mañana voy a la escuela y el entrenamiento es por la tarde. Los lunes hago ejercicios básicos, entre estos el salto al frente en B (con las piernas estiradas y cogidas por los brazos), y saltos de espalda. También realizo ejercicios libres y algunos con pesas, como en el caso de las cuclillas.

—¿Cuál es tu salto preferido?

—El de dos vueltas y media al frente.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.