Fiesta de jonrones este jueves en la Serie Nacional de béisbol

Los más beneficiados fueron los camagüeyanos y los cienfuegueros, quienes terminaron ganándole la serie a Pinar y Santiago, respectivamente

Autor:

Juventud Rebelde

No me lo dijo nadie en el Instituto de Meteorología, pero los aficionados de Consolación del Sur y Contramaestre pueden dar fe de ello. Diez jonrones en el municipio pinareño y ocho en el santiaguero es lo más parecido a una granizada que yo recuerde ahora mismo.

Y como «a río revuelto, ganancia de pescadores», los más beneficiados en la piñata fueron camagüeyanos y cienfuegueros, quienes terminaron ganándole la serie a Pinar y Santiago, respectivamente. Para colmo, este jueves La Isla sorprendió a Ciego de Ávila, en tanto Industriales completó la «pollona» frente a Granma y Holguín hizo lo mismo contra Matanzas.

Sinceramente, no me gustan estos cachumbambés, aunque es innegable que le dan cierta sazón al campeonato. Pero también desnudan las carencias de nuestro pitcheo y debemos aguantarnos cuando alguien grita en el estadio que la pelota cubana ya parece «quimbumbia».

Para detener la ola de batazos que va y viene sin avisar, los lanzadores deben estudiar más al rival de turno, algo que pocos hacen con profundidad. Además, es imprescindible mejorar el control sobre los lanzamientos, aunque sea preciso ponerlos a tirar tacos contra una carabina, un método quizá poco científico, pero efectivo.

Así evitaríamos tantos pelotazos cuando se intenta cerrar a los bateadores, y las consiguientes «miraditas» —o groserías— que entonces salen a flote.

El hechizo de metropolitanos

Para cerrar les traigo algunas curiosidades que nos envió el colega Osvaldo Rojas Garay, quien es el último «fichaje galáctico» de nuestro equipo. Es una suerte contar con colaboradores de su calibre.

Resulta que Metropolitanos lleva 16 derrotas consecutivas en parques beisboleros de Villa Clara. La racha negativa comenzó el sábado 22 de enero de 2005, en el estadio Miguel Triana, de Santo Domingo.

Allí mismo, coincidentemente, Metros y Villa Clara se enfrentaron este jueves, pero el choque fue sellado en la tercera entrada. De todas formas, los locales ganaban 12-0 y todo parece indicar que el maleficio de los capitalinos continuará.

Luis Borroto es quien más ha hecho sufrir a los Metros durante la maléfica cadena, pues los ha superado en cinco oportunidades. En total, el equipo rojo de la capital ha caído 13 veces en el Sandino y dos en Remedios, además del mencionado descalabro en Santo Domingo.

La otra contribución de Osvaldo Rojas tiene que ver con el triple play realizado por la Isla de la Juventud, el miércoles contra Ciego de Ávila (tercera-segunda-primera).

Curiosamente, se cumplían 91 años del triple play sin asistencia protagonizado por el jardinero central Baldomero Merito Acosta, en un choque entre Almendares y Habana, disputado el 2 de diciembre de 1918.

Pero en nuestras series nacionales también hubo un triple play sin asistencia. El autor fue el tercera base villaclareño Rafael Orlando Acebey, frente a Industriales, el 12 de noviembre de 1998.

El primer triple play en nuestros campeona-tos nacionales lo protagonizaron Jorge y Daniel Hernández, de Granjeros, también ante Industriales, el 11 de febrero de 1965.

Con hombres en primera y segunda, Jorge aceptó una línea de Jesús Jufré, dobló allí a Tomás Soto y devolvió a primera, para poner out a Ángel Suárez. No obstante, los azules se acreditaron la victoria ese día, tres carreras por una.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.