Selección cubana de lucha libre partió hacia Mahashkala, Rusia

En esta ciudad efectuarán topes bilaterales con los excelentes gladiadores de ese país

Autor:

José Luis López

En la esfera deportiva, cursarle invitación a casa a un equipo, corrobora el respeto que este se ha granjeado. También el aporte que pueden tributar a los entrenadores locales sus planteamientos técnico-tácticos.

Así, la selección cubana de lucha libre partió hacia Mahashkala, Rusia, para efectuar topes bilaterales con los excelentes gladiadores de ese país, aunque se presume la inclusión de otras escuadras.

Allí se dirimirá la Copa del Mundo por equipos, del 19 al 20 venideros. Los rusos son los actuales campeones mundiales, pero también ellos se beneficiarán con el fogueo.

El hecho de que los monarcas rusos del colchón hayan invitado a la tropa del técnico criollo Julio Mendieta, es un reconocimiento al tercer lugar rubricado por Cuba en el Campeonato Mundial de Moscú 2010.

En la justa moscovita, los tackles y volteos mostrados por los caribeños fueron claves para firmar tres medallas de bronce, al aval de Frank Chamizo (55 kg), Reineris Salas (84 kg) y el incombustible Geandry Garzón (66 kg), dueño de cuatro medallas mundiales. La nómina se completa con Disney Rodríguez (120 kg), Alejandro Valdés (60 kg), Eduardo Mesa (96 kg) y Yunieski Blanco (74 kg).

Aquella de Moscú fue la «remontada» del estilo libre cubano, pues en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 y en el Campeonato Mundial de Herning, Dinamarca, en 2009, hubo «apagón total» y ningún gladiador de la Isla pudo escalar al podio de premiaciones.

Precisamente, esa pálida actuación en la cita danesa imposibilitó al elenco cubano conseguir un cupo para la anterior Copa del Mundo por equipos. Mucho hubo que trabajar después para recoger la excelente cosecha en Moscú, el año pasado.

En Mahashkala, Rusia saldrá nuevamente como favorita para obtener el título. Además, competirán Azerbaiyán, Cuba, Georgia, Bulgaria, Uzbekistán, Ucrania, Hungría y Kirguistán.

El veleidoso sorteo sentenciará en qué grupo eliminatorio de cinco conjuntos caerá Cuba. Rusos y azerbaiyanos serán los cabezas de cada llave.

Pero nuestros chicos fueron tajantes antes de la partida: «Nos sirve cualquiera. Ya deseamos que llegue la hora de la verdad».

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.