¿Vaticinio vaticinado?

China domina el Mundial de Deportes Acuáticos, con sede en Shangai, pero Estados Unidos podría arrebatarle la cima en el último día de competencias

Autor:

Abdul Nasser Thabet

El ejercicio de pronosticar resulta aplaudido cuando el experto acierta en sus conjeturas. Pero dar en el clavo, siquiera en un bajo por ciento de las ocasiones, es tan difícil como descubrir por donde le entra el agua al coco. Claro que en ocasiones la cuestión se torna un poco más potable si los números están de tu lado, aunque aún así la matemática puede fallar.

Pero apostando una vez más por la eficacia y confiabilidad de las estadísticas, me atrevo a vaticinar a Estados Unidos como el campeón absoluto del presente Mundial de Deportes Acuáticos, que concluye este domingo en Shangai. Claro que después de esbozar mis conclusiones será evidente para todos que el pronóstico no tiene nada de sorprendente. La remontada se ve venir.

Hasta el momento los locales dominan por la mínima la tabla general de medallas con 14 metales dorados, 13 de plata y ocho de bronce, pero aún así no tienen motivos para chapotear orondos y despreocupados.

Con un dúo letal de depredadores (Ryan –el Cocodrilo- Lochte y Michael –el Tiburón- Phelps), el seleccionado de Estados Unidos le fue dando caza, mordisco tras mordisco, a los del Gigante Asiático, para llegar a la recta definitoria pegados como una rémora (13-5-8).

Quedan siete finales por disputar, y en la mayoría, los del norte salen como favoritos.

En total competirán 15 estadounidenses (cuatro de ellos en el relevo 4x100 combinado para hombres) y nueve locales (incluyendo a los muchachos del relevo).

En la primera prueba (50 metros espalda masculino) no está clasificado ningún chino y sí dos occidentales. Los 400 combinados reflejaban, a simple vista, un duelo justo dada la paridad en el número de competidores por bando. No obstante un solo hombre vale por mil en esta especialidad hoy en día. Ryan Lochte, con sus cuatro preseas de oro en lo que va de certamen, sale como favorito por su tiempazo líder (4:07.59).

Precisamente el cocodrilo se erige como la sensación de la justa oriental, pues además de los títulos alcanzados, ha sido el único hombre capaz de romper un récord mundial (1:54.00 en los 200 metros combinados) después de la prohibición de los trajes «mágicos» de poliuretano. Así superó su antiguo primado (1:54.10) logrado en Roma 2009. Con estos súper bañadores se mejoraron 43 registros en el mundial italiano.

El reptil de Nueva York destrozó además dos plusmarcas planetarias en el pasado Mundial de piscinas de curso corto, en Dubai. En el teatro árabe Lochte se impuso en los 200 y 400 metros estilos «mixtos», pruebas que dominó con fenomenales (1:50.08) y (3:55.50). ¿Es o no el nadador del momento?

Los 50 metros libre para mujeres en esta cita cumbre de la natación, contemplan a una norteamericana y ninguna china. En esa misma distancia, pero en el estilo pecho, las dos estadounidenses inscritas ostentan los mejores cronos, con destaque para la recordista del orbe (Jessica Hardy, 29:80 segundos). Las anfitrionas no se mojarán los pies.

Los relevos 4x100 combinados para hombres registran a los cawboys acuáticos como los favoritos (mejor crono con 3:32.48). En tanto, los representantes de la Gran Muralla anclan con el tercer peor tiempo (3:39.14).

La final más agotadora, 1500 metros, muestra igualdad, pues firmaron dos nadadores de cada país, con ligero favoritismo para las locales.

Con todos estos datos en la mano no se hace muy difícil avizorar el eminente remate de la selección de Estados Unidos.

Entonces los de este lado del Atlántico pueden reeditar su corona de hace dos años en Roma, cuando vencieron en reñida porfía a quienes hoy los hospedan. No obstante, ya los chinos superaron la cantidad de medallas doradas obtenidas aquella vez (11-7-11) y sus rivales de turno deben hacer lo mismo (compilaron 11-11-7) y sumar otras dos para imponerse esta vez. Todo eso contando con que los anfitriones no ganen ni un trozo de oro más.

Por supuesto, son solo números, y el factor riesgo siempre esta en el aire (o en el agua en este caso).

Italia gana el polo

Este sábado, Italia ganó el torneo masculino de polo acuático, tras vencer en la final a Serbia 8-7 en tiempo extra. Por el bronce, Croacia venció 12-11 a Hungría.

En el femenino, Grecia se llevó un oro inédito tras batir 9-8 a China en el partido decisivo. El tercer lugar fue para Rusia, que superó 8-7 a Italia.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.