La desgracia de Ivanchuk

Tras la quinta ronda, en el grupo Élite So domina con 3,5 unidades. Detrás marcha Leinier, dueño de tres. Bruzón y Almasi acumulan 2,5. Vallejo amasa dos «kilos», mientras Ivanchuk bucea con solo 1,5

Autor:

Abdul Nasser Thabet

Seré bien claro. Si este diario fuese español comenzaría escribiendo sobre la sorprendente victoria del ibérico Francisco Vallejo (2700 puntos Elo). Si fuera filipino —yo o el periódico, da igual— me viese obligado a ensalzar el desempeño de Wesley So (2731), airoso por segunda ocasión en la 49 edición del Memorial Capablanca de ajedrez. Pero somos cubanos, y en el  marco de este certamen a veces hasta «Ivanchukianos». Entonces, como Vassily Ivanchuk (2753) perdió, y duele, me decanto por resaltar la mala racha del hombre que atesora, sin contar esta versión, seis coronas, 28 partidas ganadas, 31 tablas y apenas ¡dos derrotas! en la justa más excelsa de Latinoamérica.

Tampoco es para declarar un duelo ni formar tanto alboroto, aunque algo hay que decir. Fue Vallejo, ese Vallejo que ya conoce el peso de un cetro en el principal torneo de Cuba (lideró en 2001), quien desangró a Chucky este lunes durante la quinta ronda, tras 53 lances de una Apertura Italiana en la que condujo figuras negras. El veterano de Ucrania ha caído en par de oportunidades y el ranking en vivo lo reporta cediendo 12,6 rayas.

Mientras, So le impartió una clase magistral al húngaro Zoltan Almasi (2693), derrotándolo con piezas oscuras en 48 movidas de una Defensa Francesa, para afincarse en la cima de la tabla de posiciones.

Del otro duelo se esperaba justamente lo que pasó. Ya saben por dónde ando. Tablas de Leinier Domínguez (2768), vistiendo el blanco, frente a su compatriota Lázaro Bruzón (2682) después de solo 13 pasos de una Ruy López.

Al respecto, las opiniones están divididas. Por un lado, quienes defienden una profesionalidad a base de: «siéntate y no mires al rival, enfócate en el tablero y dalo todo», los que apuestan por los deseos inextirpables de vencer, sin importar amiguismos ni camaradería. Del otro, quienes entienden de respeto, de años compartidos, de batallas hombro a hombro, los que saben de confesiones y entrenamientos juntos… en la guerra también hay treguas. ¿Una especie de pacto no escrito?

Ahora, justo a mitad de la competición, So domina en solitario con 3,5 unidades. Detrás marcha Leinier, dueño de tres. Bruzón y Almasi acumulan 2,5. Vallejo salió del fondo y amasa dos «kilos», mientras Ivanchuk bucea con solo 1,5. Hoy será jornada de descanso, y mañana chocarán Bruzón-So, Almasi-Vallejo e Ivanchuk-Domínguez.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.