Todo secreto bajo el sol

Este viernes a las 8:00 p.m. se inauguran los XVII Juegos Panamericanos en el Rogers Center. Del espectáculo, a ciencia cierta, solo se sabe que serán dos horas y media de una original historia contada por la prestigiosa compañía canadiense Circo del Sol

Autor:

Norland Rosendo

TORONTO.— Llegó el gran día. Hoy a las 8:00 p.m. se inauguran los XVII Juegos Panamericanos en el Rogers Center, la sede de las ceremonias de apertura y clausura, pero del espectáculo, a ciencia cierta, solo se sabe que serán dos horas y media de una original historia contada por la prestigiosa compañía canadiense Circo del Sol.

En una conferencia de prensa ofrecida este jueves, los organizadores lo que hicieron fue aumentar las expectativas. De detalles, los mínimos. Muchos adjetivos sí, casi todos grandilocuentes. Y no era alarde. Se anuncia algo extraordinario para esta noche.

«Vamos a mostrar la diversidad cultural de Canadá en una ceremonia que estamos preparando desde 2013 y en el que participarán artistas de 25 nacionalidades, aunque la historia aborda fundamentalmente las tradiciones de las comunidades locales», aseveró el director creativo del espectáculo, Jean Guibert.

El responsable de la puesta en escena calificó al show de especial e icónico, entre lo surreal y lo contemporáneo, que rompe con los códigos del circo tradicional. «Combina elementos del deporte, danza y acrobacia», agregó.

Entre las mayores expectativas de la ceremonia está cómo encenderán la caldera (el pebetero). Los organizadores solo adelantaron que hay una historia muy humana en torno a ese momento.

Para esta noche mágica, en la que los deportistas forman parte del escenario en algún momento, fueron contratados cerca de 50 maquillistas, pues se incluyen más de 500 disfraces.

Será una historia coherente, que defiende la identidad multicultural de Toronto, sin distinción de razas, y pensada, sobre todo, para los jóvenes. «Al Circo del Sol le gustan los desafíos, y este es uno de ellos. Todavía cuando ensayamos nos excita», concluyó.

Además de las 45 000 personas que ya tienen entradas, se prevé que sean varios millones quienes disfruten la presentación en vivo por la televisión y pantallas gigantes instaladas en la ciudad, según fuentes del comité organizador Toronto 2015.

En la ceremonia se le rendirá homenaje a quien fuera presidente de la Odepa por cuatro décadas, el mexicano Mario Vázquez Raña, fallecido este año.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.