Empate bajo la lluvia

Yumari Mengana igualó este martes a su paisano Jorge García en eso de colgarse tres medallas de oro. Nunca antes el canotaje cubano había logrado tantas preseas doradas en Panamericanos

Autor:

Norland Rosendo

WELLAND, Toronto.— Nunca antes el canotaje cubano había logrado seis medallas de oro en unos Juegos Panamericanos (con la excepción de La Habana 1991). Sucedió ahora, en el Centro Panamericano de Aguas Tranquilas de aquí, donde Yumari Mengana igualó este martes a su paisano Jorge García en eso de colgarse tres medallas de oro.

Se dice fácil y rápido; incluso, ella lo había anunciado con mucha serenidad tras su victoria del lunes. «Voy por tres», y lo logró.

Llovía a cántaros. Si los días anteriores el sol pintaba a los canadienses con el color del Caribe, este martes el aguacero trajo ráfagas de aire frío. Y también ráfagas de medallas doradas para Cuba. Mengana dio gracias a la lluvia: «A mí me vino bien, porque mi paletada es fuerte, la de las rivales no tanto».

Ella y Yurieni Guerra abrieron la jornada con el triunfo en el K2 a 500 metros. Estamparon 1:48.653 minutos, para dejar en plata y bronce a Argentina y México. «Estaba segura de que esta era mi oportunidad», me confesó Guerra. «Luego de ser parte del bote que aportó la primera presea a Cuba en estos Juegos (plata), me faltaba el oro. Y aquí está», añadió.

A Mengana le faltaba otro cetro para «empatarse» con Jorge García. Sería una prueba dura, exigente; dos regatas en un mismo día, y la segunda solita en el bote, sin nadie que la «empujara». Era el K1 a 200 metros.

Pero cubana al fin, se salió con la suya la muchachita de la Isla de la Juventud. Ganó con tiempo de 42.946 segundos. ¡De tres, tres en Toronto!

También ayer la embarcación integrada por Fidel Vargas y Reinier Torres cruzó segunda por la línea de meta, en la final del K2 a 500 metros, tras pasar 0.184 segundos después que el bote de Argentina (33.955 segundos).

Arnold Rodríguez fue tercero en el C1 a 200 metros con tiempo de 41.459 segundos. En esa regata se impuso el brasileño Isaquías Queiroz, campeón mundial en 2014.

Los otros dos cubanos que remaron en la jornada del adiós del canotaje, quedaron fuera del podio: Fidel Vargas concluyó quinto en el K1 a medio kilómetro para hombres, y entre las damas, Amalia Obregón fue sexta en C1 a 200 metros.

Ha sido una actuación formidable la del canotaje, cuyo balance de seis medallas de oro, dos de plata y otro par de bronce, le permitió encabezar la tabla de posiciones. Después se ubicaron Canadá (4-4-2) y Brasil (2-3-4).

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.