Más de 2 000 afganos muertos en Operación Medusa

En septiembre comenzó en la provincia sureña de Kandahar la gran ofensiva de las tropas estadounidenses que han trabajado junto a unos mil efectivos de las fuerzas convencionales de Canadá

Autor:

Juventud Rebelde

KABUL, diciembre 14.— Unos 2 100 afganos han resultado muertos desde el pasado 1ro. de septiembre en operaciones que involucran a soldados de las fuerzas especiales, informó en la base de Bagram un vocero del ejército de Estados Unidos.

En septiembre comenzó en la provincia sureña de Kandahar la Operación Medusa, una gran ofensiva de esas tropas estadounidenses (más de 500 soldados) que han trabajado junto a unos mil efectivos de las fuerzas convencionales de Canadá. Las cifras de víctimas proporcionadas ahora significan que más de la mitad de las muertes relacionadas con la guerra contra la insurgencia en el país se han producido en los últimos tres meses. De acuerdo con los datos de AP unas 4 000 personas han muerto como resultado de la «violencia» en lo que va de año.

La insurgencia talibán ha aumentado su ofensiva en este año, especialmente en las regiones del sur y el este afganos, además de lanzar ataques suicidas y bombas camineras.

Este jueves, en Qalat, capital de la provincia de Zabul, un insurgente hizo estallar su chaleco cargado de explosivos en un atentado dirigido contra un vehículo de la policía que transportaba altos cargos. Cuatro personas murieron y resultaron heridas otras 29, según informan DPA y EFE. Se asegura que en lo que va de año se han registrado más de 100 atentados suicidas, una cifra récord desde la invasión del país por parte de las tropas estadounidenses en octubre de 2001.

Por su parte, la llamada Fuerza Internacional de Asistencia (ISAF) de la OTAN, comunicó que en un ataque aéreo «quirúrgico» destruyó un supuesto centro de mando de los talibanes en el distrito de Panywai en Kandahar y en ese raid murió una cifra no determinada de «radicales islámicos».

La víspera, en la ciudad de Kandahar, un civil afgano perdió la vida por «error» cuando recibió varios disparos de la ISAF. La víctima se dirigía en motocicleta hacia un puesto de control de las tropas ocupantes y, de acuerdo con la nota militar oficial, «un disparo de advertencia fue lanzado, pero la bala rebotó en el vehículo y causó la muerte del hombre».

El pasado martes, ocho supuestos talibanes murieron y diez más resultaron heridos en una operación conjunta entre la policía afgana y el Ejército en el distrito de Bala Boluk en la provincia occidental de Farah, agrega EFE, y según PL, el gobierno de la provincia de Laghman advirtió que el domingo último cuatro civiles murieron durante un ataque aéreo de la OTAN.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.