Criticaron varios países latinoamericanos la Declaración de Roma - Internacionales

Criticaron varios países latinoamericanos la Declaración de Roma

Argentina, Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador y Nicaragua objetaron el documento. Satisfecha la FAO con las donaciones prometidas

Autor:

Juventud Rebelde

Niños pobres de Bangladesh se reparten un plato de arroz. Foto: Reuters ROMA.— Argentina, Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador y Nicaragua objetaron o criticaron la Declaración Final de la Cumbre sobre Seguridad Alimentaria de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), al poner en duda que realmente vaya a lograr el objetivo de acabar con el hambre.

Según EFE, una objeción fue formulada por Argentina, quien no se adhirió al texto completo, sino que anexó el suyo propio en el que desaparece una palabra de la declaración.

Donde se dice que los gobiernos «reafirman la necesidad de reducir al mínimo el empleo de medidas restrictivas que pueden incrementar la volatilidad de los precios internacionales», Argentina solicitó que se retirara la palabra «restrictivas», por considerar que se puede entender como medidas que pueden afectar a la exportación de los países con excedente de cereales, como es su caso.

«Queremos solo declarar nuestras objeciones sobre toda la declaración, reiteró Argentina. No nos oponemos a que los otros miembros aprueben la declaración; lamentamos, compartiendo muchos pasajes de las declaraciones de Venezuela y Cuba, que muchas delegaciones presentes hayan borrado de un plumazo lo que en toda la semana había sido declarado sobre cómo resolver los problemas del hambre», citó ANSA.

Tras las objeciones argentinas, llegaron las críticas, en primer lugar de Venezuela, cuya enviada aseguró que su país lamenta que en la cumbre «se haya perdido la oportunidad de luchar contra un flagelo que no es una crisis coyuntural».

«La hambruna en el mundo es estructural y está vinculada a los modos de producción y de consumo», comentó la diplomática, para quien la declaración «carece del más estricto y genuino espíritu humanitario».

Venezuela criticó, en concreto, que los gobiernos participantes en la Cumbre hayan sido incapaces de hacer mención a la Convención del Cambio Climático de la ONU, tal y como había pedido ese país.

«La falta de compromiso implica que en realidad (la Declaración) es más de lo mismo: la política de dominación unilateral», afirmó la embajadora venezolana, en clara referencia a EE.UU., país que no ha aceptado rebajar las emisiones de gases con efecto invernadero.

Después, lamentó que Europa haya perdido en esta cumbre la posibilidad de «acompañar un espíritu humanitario del que dicen ser abanderados», y preguntó a africanos y asiáticos «si creen que el documento supone un compromiso real».

Por su parte, Ecuador aseguró que «son muchos los países que no están de acuerdo (...) Queremos decir que Venezuela, Cuba y Argentina no están solos».

Su colega de Nicaragua respaldó esa afirmación, al explicar que el «documento no refleja los aspectos fundamentales que diagnostican esta crisis», por lo que apoyó «lo dicho por las delegaciones de Cuba, Argentina, Venezuela y Ecuador».

Según ANSA, uno de los temas más controvertidos, el de la bioenergía, apenas fue insinuado en el documento final y tampoco se afrontó la cuestión de las políticas comerciales (restricciones a la exportación, subvenciones) acusadas de desfavorecer a los países pobres y crear distorsiones en el mercado.

No obstante, el director general de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Jacques Diouf, aseguró que los resultados obtenidos estaban «a la altura de las expectativas».

Diouf, dijo EFE, se mostró muy satisfecho, y precisó que, aunque en la Cumbre no se pretendía recoger fondos, lo sorprendió el anuncio de varias donaciones, entre ellas el millón de dólares entregado por el Grupo del Banco Africano para el Desarrollo, así como las promesas de donaciones de Francia (1 500 millones de dólares), Japón (150 millones), Kuwait (100 millones), Naciones Unidas (100 millones), España (773 millones) y Venezuela (100 millones), entre otros.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.