Tras el terremoto en Italia, ¿al camping? - Internacionales

Tras el terremoto en Italia, ¿al camping?

Berlusconi desata críticas por sugerencia a los afectados

Autor:

Juventud Rebelde

Vecinos de L´Aquila contemplan tareas de rescate de víctimas en su zona de residencia. Foto: Reuters ROMA, abril 8 .— El jefe de gobierno italiano, Silvio Berlusconi, invitó a los damnificados del terremoto en la región de Abruzzo «a pasar un fin de semana en el mar como si estuvieran en un camping», provocando críticas en la prensa y revuelo por sus dichos, que algunos definieron como de «humor negro».

Según ANSA, Berlusconi aconsejó a los damnificados del terremoto en Abruzzo tomárselo «como un fin de semana de camping» e «irse a la costa para Pascua» gratis, ya que «pagamos nosotros», dijo.

El jefe de gobierno formuló las declaraciones el martes, durante su visita al campamento de San Demetrio, cerca de L’Aquila, donde hay instaladas casas de campaña para los desplazados por la catástrofe.

Sobre su expresión, un periodista le preguntó: «¿No le parece un poco fuera de lugar lo que dijo el martes, que hacer la vida en campamento es como hacer camping?». Berlusconi respondió: «No, no me parece fuera de lugar».

«Me parece —explicó— que los chicos ayer necesitaban ser encaminados hacia la sonrisa, el optimismo, el juego: intervinimos con médicos y payasos y creo que esto es lo que se debe hacer para que no se cree una atmósfera de pesimismo, negatividad y de muerte, allí donde lamentablemente las circunstancias obligan a las personas a quedarse».

Hasta este miércoles, el número de muertos por el terremoto que sacudió la región de Abruzzo en la madrugada del lunes, se elevó a 272, mientras el gobierno anunció que el viernes será declarado luto nacional y se llevará a cabo un homenaje oficial en L’Aquila, capital de la zona.

A los 272 muertos —entre los cuales hay 16 niños— se suma un número aún incierto de desaparecidos (entre 11 y 25, según las fuentes), y 1 179 heridos, de los cuales por lo menos diez se encuentran en condiciones graves.

Mientras el alcalde de L’Aquila firmó un decreto para declarar cerrado el casco histórico de la ciudad, por el altísimo riesgo de derrumbes, más de 8 500 personas, organizadas en cinco centros operativos, están ayudando a la población local, concentrándose en una zona de unos 600 kilómetros cuadrados.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.