Dictadura hondureña, la más cruel, dice Zelaya

Especial del golpe de Estado en Honduras

Autor:

Juventud Rebelde

La familia del Presidente avanza hacia la frontera. A un mes del golpe, siguen las manifestaciones populares contra la asonada. EE.UU. revoca visas a cuatro funcionarios del régimen de facto

OCOTAL, Nicaragua, julio 28.— La dictadura instalada en Honduras es la más cruel que se ha registrado en Centroamérica, denunció este martes el presidente constitucional Manuel Zelaya, justo cuando se cumple un mes del golpe de Estado y mientras los movimientos sociales no bajan la guardia contra la asonada.

Al igual que en la época del régimen chileno de Augusto Pinochet, en Honduras se ha abierto un estadio para meter a los presos políticos que no caben en las cárceles, afirmó Zelaya, citado por PL, y refirió que ya se contabilizan más de 1 500 violaciones a los derechos humanos de las personas capturadas, de algunas de las cuales se desconoce su paradero.

El régimen de facto ha violado más de 20 artículos de la Constitución, impuso el estado de sitio, prohibió las libertades públicas y asesinó a jóvenes en marchas pacíficas, dijo.

En horas de la tarde del martes, la caravana encabezada por la Primera Dama de la nación, Xiomara Castro, avanzaba hacia la frontera de Honduras con Nicaragua para encontrarse con su esposo, el mandatario legítimo Manuel Zelaya, gracias a una orden emitida por la Corte Suprema de Justicia que ha ordenado a los retenes militares no impedir el paso de las movilizaciones. Sin embargo, al resto de los manifestantes no se les ha permitido avanzar.

Castro detalló que «la fuerza militar se ha doblegado, han salido para sus batallones a recluirse, porque hoy no solamente el pueblo los ha juzgado, sino el mundo entero», reportó Telesur. La caravana donde iba Xiomara Castro avanzaba, pasando los obstáculos impuestos por el gobierno golpista de Roberto Micheletti, quien hace cinco días mantiene retenes militares en la zona, que han detenido y reprimido a manifestantes que apoyan al presidente constitucional.

Según PL, con la intención de unirse a su Presidente, al puesto limítrofe de Las Manos han llegado cientos de campesinos, indígenas, mujeres, trabajadores y representantes de otros sectores populares hondureños que cruzaron las montañas.

Desde Washington, la agencia italiana ANSA reportó que el Departamento de Estado norteamericano informó de la revocación de las visas a cuatro funcionarios hondureños que llegaron al gobierno durante el mandato del presidente Manuel Zelaya y que ahora integran el régimen de facto.

La medida se tomó «porque no reconocemos a Roberto Micheletti como presidente de Honduras; nosotros reconocemos a Zelaya como presidente», indicó el portavoz, quien, interrogado sobre por qué no se tomó esta medida más temprano, se limitó a responder: «Hacemos todo lo posible por apoyar el proceso» de mediación del presidente de Costa Rica, Oscar Arias.

Al respecto, preguntado por la cadena Telesur, el presidente Zelaya estimó que las autoridades de EE.UU. «están haciéndole ver a la sociedad hondureña que el Departamento de Estado no apoya el golpe, pero no tengo información oficial. Esperamos que en las próximas horas, el propio Departamento de Estado pueda dar a conocer los nombres. Creo es una medida correcta y que EE.UU. debe apretar más a los golpistas para ejecutar una medida contundente contra el golpe».

Según trascendió, dos de los funcionarios a los cuales se les revocó la visa diplomática son Tomás Arita Valle, magistrado de la Corte Suprema de Justicia que emitió la orden de captura contra el presidente Zelaya, y José Alfredo Saavedra, espurio presidente del Congreso Nacional.

Por su parte, España pedirá a la Unión Europea retirar las visas a funcionarios del gobierno de facto de Honduras, como hizo EE.UU., señaló en Caracas el ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos.

«Vamos a instar a la UE a que se tomen medidas similares. Creo que la comunidad internacional tiene que sumarse a esta voluntad unánime de coordinación, de concertación para que Zelaya pueda volver a Honduras», dijo Moratinos.

El Canciller español añadió que, «por lo tanto, a partir de ahora, vamos a hablar con nuestros amigos norteamericanos para coordinar y potenciar las medidas que conjuntamente podamos adoptar para obtener este objetivo».

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.