Médicos cubanos resultan claves en lucha de Haití contra el cólera

El equipo médico de la Mayor de las Antillas ha atendido hasta un 40 por ciento de todos los afectados por la enfermedad, cuya cifra asciende a más de 93 000 personas

Autor:

Juventud Rebelde

PUERTO PRÍNCIPE, diciembre 10.— En medio de reiterados llamados de la Organización de Naciones Unidas (ONU) para colaborar en la lucha contra la epidemia de cólera en Haití, la misión médica cubana trabaja sin descanso por contener su propagación.

1 200 galenos, enfermeras y personal de logística se han desplegado por todo el territorio haitiano en labores de atención a contagiados y en campañas sanitarias, en un intento por frenar el mal, que ha cobrado más de 2 120 vidas desde octubre pasado.

El equipo cubano ha atendido hasta un 40 por ciento de todos los afectados por la enfermedad, cuya cifra asciende a más de 93 000 personas.

A su cargo tienen 38 Centros de Tratamiento de Cólera (CTC), en los cuales asistieron a 27 015 personas, sólo hasta el pasado día 29 de noviembre.

En los locales donde laboran, los decesos por cólera no exceden uno por ciento.

Sin embargo, en las instalaciones donde trabajan especialistas de otras misiones el índice de muerte es ahora de alrededor de 3,2 por ciento, pero llegó a alcanzar hasta a un nueve por ciento de los pacientes atendidos.

Los médicos cubanos están en los lugares donde otros profesionales jamás han conseguido llegar. Su presencia se ha hecho imprescindible y decisiva en los pueblos montañosos más afectados y en comunidades intrincadas, donde incluso instalaron CTC.

Además de personal médico están involucrados en el esfuerzo sanitario técnicos, conductores de camiones y expertos en logística.

Pese a que la publicidad no es parte de los objetivos de la Misión, la organización del trabajo, la constancia y los resultados los han elogiado varios organismos internacionales.

Durante una sesión especial de ONU sobre Haití, Ban Ki Moon, secretario general de esa instancia, resaltó la labor del contingente cubano.

Según informes de la Organización Mundial de la Salud, la brigada cubana, además de contar con gran capacidad de acción y entrenamiento, ha sido la más disponible para ofrecer sus servicios al empobrecido país caribeño.

Funcionarios de la Organización Panamericana de la Salud también exaltaron los logros de esos médicos, quienes han frenado la incidencia de decesos diarios en las localidades donde están asentados.

La presencia médica cubana en Haití data de 1998, cuando llegaron los primeros cooperantes para atender a las víctimas del huracán George.

En enero pasado, luego del terremoto que devastó Puerto Príncipe y otras ciudades aledañas, el contingente creció con más cirujanos, ortopédicos, enfermeras, laboratoristas, traumatólogos y otros especialistas.

Más de 34 500 atenciones, 2 728 intervenciones quirúrgicas, 380 amputaciones de miembros superiores y 644 de miembros inferiores eran las cifras divulgadas por diarios locales y extranjeros a dos semanas del dispositivo cubano de ayuda.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.