Presidente egipcio exigió renuncia del gobierno

Los participantes en las protestas de esta úlitma semana le exigen a Hosni Mubarak que al menos prometa que no se postulará en las próximas elecciones, ni propiciará la sucesión de su hijo, Gamal Mubarak

Autor:

Juventud Rebelde

EL CAIRO, enero 28.— El presidente de Egipto, Hosni Mubarak, anunció este viernes haber exigido la renuncia de los ministros de su gabinete para instaurar un nuevo Gobierno desde el sábado, según las declaraciones emitidas por la televisión estatal tras violentas protestas antigubernamentales.

Según DPA, Mubarak, que no había hecho ninguna declaración pública desde el martes, día en el que estallaron las protestas, dijo: «Debemos ser cautos para que no estalle el caos porque eso no lleva a la democracia». Egipto debe ser un país estable y seguro, insistió.

Además de la renuncia del mandatario, los participantes en las protestas le exigen por lo menos prometer que no se postulará en las próximas elecciones ni propiciará la sucesión de su hijo, Gamal Mubarak, informó PL.

En su mensaje, Mubarak prometió implementar medidas para una mayor democratización y aumentar la lucha contra los altos índices de desempleo entre los jóvenes.

«Conservemos lo que hemos logrado y construiremos sobre eso», agregó.

Durante la jornada continuaron los enfrentamientos entre los manifestantes y la policía en varias ciudades egipcias, pese a que desde las 18:00 horas quedó establecido el toque de queda en todo el país, vigente hasta las 07:00 horas.

Los choques tuvieron lugar básicamente en El Cairo, Alejandría y Suez. En el curso de las demostraciones, los manifestantes incendiaron la sede principal del Partido Nacional Democrático (PND) en el centro de esta capital.

Las autoridades dieron órdenes de evitar a toda costa una situación de ingobernabilidad que ponga en peligro la estabilidad nacional y para ello no descartan el uso de la fuerza.

Hasta el momento está confirmada la detención de siete dirigentes de la ilegalizada Hermandad Musulmana, la organización islámica a la que el gobierno de Mubarak acusó de instigar los desórdenes callejeros del 25 de enero y los de este viernes.

Sin embargo, el regreso al país del opositor Mohamed el Baradei, ex director general de la Agencia Internacional de la Energía Atómica, inyectó más arrojo a los opositores, dijeron despachos de prensa.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.