Nuevas dificultades para estabilizar Fukushima

Las tareas por contener el accidente sufrieron este miércoles un nuevo revés cuando la temperatura en el reactor 1 ascendió a niveles peligrosos y la radioactividad obligó a suspender temporalmente los trabajos en el reactor 3

Autor:

Juventud Rebelde

TOKIO, marzo 23.— A pesar de los esfuerzos por estabilizar la situación de la planta nuclear de Fukushima, las tareas de los técnicos que luchan por contener el accidente sufrieron este miércoles un nuevo revés cuando la temperatura en el reactor 1 ascendió a niveles peligrosos y la radioactividad obligó a suspender temporalmente los trabajos en el reactor 3, reportó Kyodo.

Según informó la Agencia de Seguridad Nuclear de Japón (NISA, por sus siglas en inglés), la temperatura en la vasija de la unidad 1 por momentos se elevó a 400 grados centígrados, lo que obligó a inyectarle una gran cantidad de agua de mar para tratar de enfriarla. A pesar de ello, insistió, «no existe un peligro inmediato».

La propia instancia confirmó que efectivamente el reactor 2 registró los mayores niveles de radioactividad desde que se inició el accidente nuclear. El reactor 3, el más peligroso porque contiene plutonio, volvió a expulsar humo negro, lo que precisó suspender los trabajos y la evacuación de los técnicos, de acuerdo con la empresa Tokyo Electric Power Co. (Tepco), operadora de la planta.

Las autoridades de Japón advirtieron que la contaminación radioactiva en el agua del grifo en Tokio es superior a lo normal y puede ser peligrosa para los niños menores de un año. A pesar de eso, el portavoz del Gobierno, Yukio Edano, reiteró el pedido de calma y aseguró que los adultos pueden ingerir el vital líquido sin que haya ningún riesgo para la salud; también pidió a los residentes de la capital que no acaparen el agua embotellada. «Tenemos que pensar en Miyagi, Iwate y otras áreas golpeadas por el desastre», explicó en rueda de prensa.

Por su parte, el primer ministro de Japón, Naoto Kan, llamó  a la población que se abstenga de comer verduras de hoja verde que hayan sido cultivadas en las prefecturas de Fukushima y la vecina Ibaraki, como consecuencia de los altos niveles de radioactividad encontrados en 11 tipos de hortalizas. Además dio la orden para que se incrementen las inspecciones de pescado y marisco.

Según trascendió, la República Popular China, Corea del Sur, Taiwán y Tailandia pusieron en marcha controles para detectar si hay radiación en los alimentos importados desde Japón. Sin embargo, EE.UU. prohibió ya la importación de algunos productos japoneses como leche y sus derivados, verduras frescas y frutos de algunas partes del país.

Durante la jornada el balance de víctimas por el terremoto  ascendió a 9 408 muertos y a 14 716 desaparecidos, según informó la Agencia Nacional de Policía.

La más afectada es la prefectura de Miyagi con 5 607 fallecidos y 4 200 personas desaparecidas, seguida de Iwate con

2 773 y 5 000 y de Fukushima con 762 y 4 500, recoge la televisión estatal NHK.

En esas regiones comenzaron a enterrar los cadáveres; sin embargo, se trata de una medida temporal, ya que la tradición en el país asiático es incinerarlos. Ahora no es posible debido al déficit de combustible.

Por otra parte, las estimaciones del Gobierno de Japón apuntan a que las consecuencias del terremoto van a provocar daños por valor de entre 15 y 25 billones de yenes (130 640 y 217 718 millones en euros), según recoge este miércoles el rotativo japonés Nikkei.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.