Realizarán en Cuba ejercicio preventivo para temporada ciclónica

El ensayo medirá el grado organizativo de los cubanos en su enfrentamiento a huracanes, sismos, maremotos y la intensa sequía

Autor:

Prensa Latina

Preparar a los cubanos ante las situaciones extremas de desastres, será el objetivo del ejercicio Meteoro 2011, a realizarse próximamente en toda la Isla, informaron este viernes fuentes oficiales.

Dado los fenómenos que pueden ocurrir, naturales o provocados por el hombre, el ensayo medirá el grado organizativo de los cubanos en su enfrentamiento a huracanes, sismos, maremotos y la intensa sequía.

Según expertos de la Defensa Civil del país, el plan de esa institución prevé un entrenamiento este fin de semana de todos los órganos de dirección y mando sobre los planes de reducción de desastres.

Verificarán los resultados de los estudios de peligro, vulnerabilidad y riesgos, y serán preparadas las fuerzas que intervienen en respuesta ante eventos catastróficos.

La práctica comprobará la efectividad del aviso y orientación a la población, con énfasis en la protección de las personas que residen en las áreas de mayor riesgo, divulga la edición digital del periódico Trabajadores.

Se centrará la atención en la preparación de la población, el conocimiento del nivel de riesgo de cada comunidad y las acciones previstas en cada caso, dónde y cómo se protegen las personas y sus bienes materiales.

Entre las actividades está el adiestramiento de las fuerzas que participan en la respuesta y recuperación de los eventos, en cuanto al desmontaje de cubiertas de casas de cultivo, estructuras de molinos de viento y maquinarias de riego, protección de los alimentos, equipos y producciones, entre otras acciones.

Desde 1986 en la Isla se realiza este tipo de ejercicios, con el fin de enfrentar mejor los peligros de los organismos ciclónicos, incluidos tormentas tropicales y huracanes.

A mediados de los años 90 del pasado siglo, los entrenamientos se generalizaron para contrarrestar daños de intensas lluvias y otros fenómenos naturales, sanitarios, tecnológicos o su combinación.

En 2008, una de las temporadas ciclónicas más intensas de los últimos 50 años, Cuba sufrió tres devastadores meteoros, Gustav, Ike y Paloma, que causaron pérdidas materiales por unos 10 mil millones de dólares.

La temporada ciclónica en Cuba comienza el 1 de junio y se extiende hasta el 30 de noviembre.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.