Venezuela estrenará filme sobre terrorista Posada Carriles

En marzo próximo debe estrenarse la cinta de ficción Alias Bambi C-4, que revela actividades del asesino en Latinoamérica

 

Autor:

Juventud Rebelde

La Fundación estatal Villa del Cine, de Venezuela, estrenará en marzo próximo el filme de ficción Alias Bambi C-4, que revela las actividades en Latinoamérica del terrorista Luis Posada Carriles, protegido por Washington, reseña la AIN.

El largometraje cuenta con guión de Gustavo Michelena, dirección de Eduardo Barberena y la actuación de los cubanos Carlos Padrón y Patricio Wood, quienes interpretan al fatídico personaje.

Entre los actores figuran también Carlos Ever Fonseca (Cuba), Gioia Arismendi y Gabriel Blanco (Venezuela) y Aníbal Grunn (argentino-venezolano).

La música es original de Jesús Bello y Víctor Pratt, quienes con ritmos latinos (en su mayoría cubanos), rock y electrónica imprimen al thriller un clima de suspenso que va invadiendo la pantalla, señala el sitio www.villadelcine.gob.ve.

Un sicario internacional llega a Caracas para ejecutar un atentado político, sin conocer la identidad de la víctima, y en la acción está involucrado Posada Carriles, alias Bambi C4, quien entonces estaba en el Centro de Detención de Inmigrantes Ilegales de El Paso, Texas, relata la sinopsis.

El siniestro Comisario Basilio, seudónimo que utilizó en Venezuela, revela, de forma íntima, sus actividades en esa nación y toda Latinoamérica durante su período más activo y mortal, agrega la fuente.

Con un amplio expediente de servicio para la Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos, Posada Carriles goza actualmente de libertad en territorio norteamericano, tras una farsa judicial en Texas, por su ingreso ilegal a ese país en marzo de 2005.

Allí, en abril de 2011, un jurado lo declaró inocente de 11 cargos de perjurio, fraude migratorio y obstrucción de procedimiento, acusaciones irrisorias comparadas con la magnitud de su carrera criminal.

Al tribunal no le importaron las pruebas irrefutables sobre su participación en la cadena de atentados con bombas perpetrados en 1997 en La Habana, ni su responsabilidad en la voladura de un avión civil cubano en Barbados en 1976 —que provocó la muerte de las 73 personas a bordo— y sus planes para asesinar a Fidel.

Posada Carriles tiene pendiente un proceso legal en Venezuela —por el llamado Crimen de Barbados—, ya que se escapó de una prisión del país sudamericano en 1985, gracias al apoyo de la extrema derecha cubanoamericana.

Caracas ha pedido su extradición, a la cual Washington hace oídos sordos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.