Solicitan las FARC-EP a Ecuador repatriación de restos de guerrilleros

La delegación de paz de la guerrilla agradeció al presidente de Ecuador, Rafael Correa, y al pueblo de esa nación sudamericana la disposición mostrada para contribuir desinteresadamente en la búsqueda de la paz para Colombia

Autor:

Yailé Balloqui Bonzón

La delegación de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Ejército del Pueblo (FARC-EP) a las conversaciones de paz dio cuenta de que entregó a la Embajada de la República de Ecuador en Cuba la solicitud formal para la repatriación de los restos de los guerrilleros abatidos en la frontera colombo-ecuatoriana en marzo de 2008.

A través de una declaración leída por el delegado insurgente Bernardo Salcedo a su arribo este jueves al Palacio de Convenciones de La Habana, para dar inicio a una nueva jornada del diálogo de las FARC-EP y el Gobierno de Colombia, se dio a conocer que una comitiva integrada por los guerrilleros Iván Márquez, Ricardo Téllez y Jesús Santrich, entregó la solicitud al embajador ecuatoriano, Edgar Ponce, que también fue dirigida a las autoridades de Colombia y al Comité Internacional de la Cruz Roja, añade el documento.

Según informaron, la delegación de paz de la guerrilla agradeció al presidente de Ecuador, Rafael Correa, y al pueblo de esa nación sudamericana «la disposición mostrada para contribuir desinteresadamente en la búsqueda de la paz para Colombia». En la fronteriza provincia de Sucumbíos el 1ro. de marzo de 2008, varios guerrilleros, entre ellos el comandante Raúl Reyes, murieron durante un bombardeo del Ejército colombiano y desde entonces las FARC-EP encaminan gestiones para que se le entreguen sus restos.

También en la jornada de este jueves el guerrillero Jesús Santrich leyó a la prensa un documento en el que recuerdan el 84 aniversario de la impune masacre de las bananeras, donde murieron unas 3 000 personas el 6 de diciembre de 1928 y piden la intervención de organismos humanitarios para el esclarecimiento de estos hechos y otras desapariciones que —apuntan— se producen en el país.

En ese sentido, Santrich lanzó «un S.O.S» de denuncia, a nombre de las FARC-EP y exigió a quienes «desde los grandes medios nos conminan a hacer claridades y sentar posición sobre el importante asunto de víctimas del conflicto, a que le rindan cuentas al país por su responsabilidad inocultable en la imposición de la tragedia», agregó el texto.

Desde el pasado 19 de noviembre, tras algunos días de pausa para trabajo por separado y consultas, ambas delegaciones manejan con total hermetismo y reserva lo que han avanzado hasta el momento. Este jueves, como ya es habitual, la delegación gubernamental encabezada por el ex vicepresidente Humberto de la Calle, accedió a la sede del Palacio de Convenciones de La Habana sin hacer ninguna declaración a la prensa.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.