Anuncian las FARC-EP posible acuerdo en tema agrario

Ese punto medular permitiría que el diálogo avance hacía los otros cinco temas de la agenda en busca de la paz en Colombia

Autor:

Yailé Balloqui Bonzón

LAS Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) se mostraron optimistas de que, para el final del actual ciclo de conversaciones que sostienen con el Gobierno de su país en busca de la paz, las partes lleguen a un acuerdo definitivo en torno al primer punto de la agenda, referente al tema de la tierra y en el que llevan más de cuatro meses de deliberaciones.

Iván Márquez, jefe del grupo insurgente que trabaja en La Habana, consideró posible ponerle fin a ese tópico, pues —dijo— se han logrado avances y entendimientos de manera sostenida en el asunto de la tierra.

Aunque el tema agrario constituye el punto medular en un conflicto que ya dura más de medio siglo, culminar aquí permitirá a las partes avanzar hacia el resto de los cinco asuntos restantes y no menos importantes referentes a las garantías para la participación política de las FARC-EP en el país, el fin del conflicto armado y la solución al problema de las drogas ilícitas, entre otros.

El lunes último el presidente colombiano, Juan Manuel Santos expresó en Bogotá su confianza en alcanzar un acuerdo final antes de fin de año. Este proceso —afirmó— «tiene al mundo entero pendiente. Si seguimos como vamos, vamos a lograr, ojalá, la paz en este país».

En otra parte del diálogo que cada mañana sostienen las FARC-EP con la prensa antes de iniciar la diaria ronda de pláticas, Márquez reiteró la necesidad de un escenario «tranquilo y sosegado» donde se evite el derramamiento de sangre y el cese de los enfrentamientos armados en Colombia.

En varias ocasiones, la fuerza insurgente, ha pedido la paralización bilateral de las hostilidades, o un tratado de regularización de la guerra, lo cual favorecería el desarrollo de la mesa de conversaciones, pero el Gobierno ha respondido siempre negativamente a esta petición alegando que solo accederían a pacto de este tipo, cuando las partes lleguen a un acuerdo definitivo.

En un reciente comunicado las FARC-EP hablaron de 16 bajas de militares colombianos durante un enfrentamiento en el departamento del Cauca, declaraciones que luego el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón tildó de «mentirosas» y acusó a la guerrilla de inventar «estos partes fantasiosos con tal de dar una imagen de fortaleza que no tienen».

Ante tales afirmaciones del titular de Defensa, Márquez le acusó de actuar como un «francotirador» contra el proceso de paz de La Habana y de entrometerse en la discusión del problema agrario por encima «incluso del Ministerio de Agricultura», denunció.

Otro de los temas en el que también han insistido las partes es el referente a la importancia de una Asamblea Nacional Constituyente como mecanismo para refrendar lo que finalmente acuerden las partes. Al respecto, Márquez reafirmó que este tema continúa en el centro del debate político nacional porque garantizaría legitimidad a los acuerdos, aseguraría su materialización y se verán plasmados allí la opinión y la voluntad del constituyente primario, consideró.

También, este martes, al iniciarse el último período del sexto ciclo de conversaciones que debe culminar el próximo viernes, la guerrilla propuso a través de un pliego de «nueve propuestas mínimas de Justicia social territorial y política macroeconómica para la paz», la desmilitarización del Estado, la sociedad y el campo colombianos.

Márquez mencionó también, como parte de las proposiciones, la creación de un fondo dedicado a la reparación de la deuda histórica, política, económica, social, ambiental y cultural con el campo y su población, ocasionada por el ejercicio de la violencia estatal y paramilitar, entre otros conflictos.

Asimismo proponen, entre otros tópicos, la creación de un fondo extraordinario para la justicia social territorial, el cual contribuiría a la superación de las desigualdades sociales, la pobreza de la población rural y las desigualdades entre el campo y la ciudad.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.