Las contradicciones y la congelación - Internacionales

Las contradicciones y la congelación

Unasur llamó al Gobierno y a la oposición venezolanos a alcanzar un acuerdo, sin injerencias

Autor:

Osviel Castro Medel

CARACAS, Venezuela.— La Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) expresó su interés en proseguir ayudando al diálogo entre el Gobierno venezolano y la autodenominada Mesa de la Unidad Democrática (MUD), después de que esta última declarara, hace cuatro días, ese proceso de conversaciones en «crisis».

Mediante un comunicado de cinco puntos, Unasur —cuya presidencia pro témpore es ocupada por Surinam— llamó a ambas partes a lograr un diálogo que «permita a los venezolanos, sin injerencias, alcanzar un acuerdo que garantice la convivencia pacífica y la estabilidad en el país».

Asimismo, el bloque insistió en su condena a la violencia y agregó que la «imposición de sanciones» (en obvia referencia a lo que se cocina en los círculos de poder de Estados Unidos contra funcionarios venezolanos) podría polarizar más el escenario político.

Refiriéndose a los actores internos, el texto señala que «este tipo de procesos toma un tiempo y la prudencia en las declaraciones es fundamental para permitir los avances y apoyar los esfuerzos de los venezolanos y Unasur».

Una de las justificaciones que esgrimió la MUD, en voz de su secretario ejecutivo, Ramón Guillermo Aveledo, fue la ausencia de fecha para una reunión con el llamado movimiento estudiantil; sin embargo, a el presidente Nicolás Maduro ha dicho varias veces que las puertas del Palacio de Miraflores están abiertas para cualquier debate con el alumnado opositor.

Aveledo formuló unas declaraciones contradictorias esta semana, porque señaló que «el país quiere diálogo, el país necesita diálogo, el Gobierno debe definirse si quiere o no quiere diálogo» pero, a casi a renglón seguido, dijo que «el diálogo está congelado», sin aclarar que esa «congelación» nacía por deseo de la propia MUD.

A esta línea intransigente, el presidente Nicolás Maduro respondió que el Gobierno mantiene firme su compromiso de avanzar en el camino del debate y el entendimiento, sin componendas ni chantajes, para conseguir la estabilidad del país.

«Yo sé bastante que los chantajean desde Miami, no se dejen chantajear desde Miami por factores oscuros que no representan los intereses de nuestra patria venezolana. Nosotros convocamos a todas las conferencias de paz, de diálogos y ahí vamos a seguir sentados, trabajando. No aceptamos chantajes de nadie», expuso el Jefe de Estado, el viernes, desde el Palacio de Miraflores.

Ayer, en un gigantesco acto celebrado en el Poliedro de Caracas, con la participación de unos 9 000 integrantes de 632 comunas de toda la nación, Maduro presentó un video que evidencia los abiertos propósitos violentos de grupos de la ultraderecha, y sentenció que la MUD debe pronunciarse al respecto, si apoya o no estas acciones vandálicas.

El mandatario apuntó que ha comisionado al ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, a que en las mesas de diálogo con la oposición presente un balance que incluya estas pruebas, que muestran que el objetivo es crear el caos y derrocar el Gobierno por vías no constitucionales.

También recalcó que esos sectores radicales han señalado a junio como el mes del fin de la Revolución Bolivariana, y para eso han ideado un macabro plan que comprende asesinato de figuras públicas (desde políticos hasta actores de la televisión); por eso hay que estar en alerta constante y arreciar la ofensiva en pro de la paz y la estabilidad política económica.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.