Protestas vuelven a calles de Ferguson

Piden dimisión del Jefe de la Policía, quien se disculpa ante los padres de Michael Brown

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON , septiembre 26.— Varias personas fueron detenidas durante nuevas protestas en la localidad estadounidense de Ferguson, estado de Missouri, un mes y medio después del asesinato a tiros del joven negro Michael Brown por el policía  blanco Darren Wilson, quien aún hoy sigue libre y sin cargos.

Los manifestantes participaban en un mitin anoche en ese suburbio del condado de San Luis, poco después de que el jefe de la Policía de Ferguson, Thomas Jackson, se «disculpara» por primera vez por lo ocurrido.

«Quiero decir esto a la familia Brown», expresó Jackson al dirigirse a los padres del muchacho: «Me siento muy apenado por la pérdida de su hijo», según destacan medios de prensa. Benjamin Crump, abogado de la familia Brown, declinó hacer comentarios al respecto, señala PL.

Según EFE, la Policía detuvo durante la madrugada a cuatro manifestantes cuando los disturbios estallaron en la céntrica avenida de Ferguson, que fue escenario de la mayor parte de las protestas por la muerte de Brown, de 18 años.

Un video difundido en Internet muestra a varios manifestantes agolpados en el suelo y a agentes de Policía con cascos y escudos de plástico transparente, así como empujones y golpes, agrega la agencia noticiosa.

En el video de la disculpa, el jefe policial dijo «sentirse responsable» de la actuación de los agentes con los manifestantes pacíficos que ejercían su derecho constitucional a la protesta.

Los residentes en esa municipalidad han pedido el despido de Jackson por la forma en que manejó las protestas acontecidas durante más de dos semanas luego del asesinato de Brown.

La Policía, fuertemente militarizada, captó la atención nacional cuando arremetió contra los manifestantes con equipos antimotines, gases lacrimógenos, balas de goma y utilizando al menos un vehículo de guerra MRAP (antiminas) como los empleados en Iraq y Afganistán.

Tanto el jefe policial como otros funcionarios han sido demandados por un grupo de afectados que alegaron violaciones de los derechos civiles al sufrir detenciones arbitrarias y agresiones de los agentes durante aquellas manifestaciones.

Brown fue baleado en plena calle y a la luz del día el pasado 9 de agosto por Darren Wilson, quien hasta ahora solo ha sido suspendido de funciones.

El cuerpo del muchacho permaneció tirado en la vía durante varias horas, un hecho que alimentó la indignación en la comunidad, donde prometen continuar las jornadas de protestas hasta tanto se esclarezca lo que califican de crimen injustificado.

Mientras, un gran jurado en el condado de St. Louis examina el caso, al igual que el Departamento de Justicia.

El martes también se produjo otra manifestación con saldo de cinco arrestos y el reporte de lesiones leves.

Ferguson, una comunidad mayoritariamente afroamericana, es el símbolo más reciente de la carga racial que aún persiste en la sociedad estadounidense, pues con una población de 21 000 habitantes, de los cuales más del 70 por ciento son afroamericanos, solo tres de sus agentes del orden pertenecen a ese grupo racial.

Jackson aseguró ahora  «ser consciente del dolor y de la desconfianza de la comunidad afroamericana hacia el Departamento de Policía», dijo EFE.

El fiscal general de los Estados Unidos, Eric Holder, que fue uno de los rostros principales del Gobierno en el caso, calificó este viernes de «trágicos» este tipo de disturbios.

Coincidentemente con estas nuevas manifestaciones en Ferguson, la víspera se conoció que el Fiscal General presentará oficialmente su dimisión, lo que fue confirmado este viernes por la Casa Blanca, sin precisar los motivos de la renuncia, dice DPA.

Holder, quien fue el primer afroamericano en ocupar ese puesto, estaba en el cargo desde febrero de 2009, y permanecerá en su puesto hasta que el presidente Barack Obama encuentre un reemplazo. Fuentes de la Casa Blanca señalaron que Obama todavía no ha decidido quién será su sustituto.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.