Masacre en escuela nigeriana deja varios niños muertos

Considerada una de las peores matanzas que han sacudido al país, el hecho ocurrió en las primeras horas de la mañana de este lunes cuando un atacante suicida camuflado entre un grupo de estudiantes hizo explotar una mochila que llevaba consigo

Autor:

Juventud Rebelde

LAGOS, noviembre 10.— Un atacante suicida camuflado entre los estudiantes de una escuela secundaria de Nigeria provocó la muerte este lunes de 48 alumnos al hacer explotar una mochila explosiva que llevaba consigo.

Considerada una de las peores masacres que han sacudido al país, el hecho ocurrió en las primeras horas de la mañana cuando el kamikaze se hallaba, vestido con un uniforme escolar y una mochila a la espalda, entre los estudiantes en la formación matutina, dijo ANSA.

La brutal matanza asesinó a 48 estudiantes y el atacante también murió, al tiempo que otros 79 alumnos resultaron heridos y trasladados de urgencia a hospitales cercanos. Algunas de las víctimas, dijeron los médicos, están en gravísimo estado. Otras resultaron mutiladas.

En la escuela había en el momento del atentado un millar de estudiantes de entre 15 y 20 años.

El suceso lleva la marca de la milicia extremista islámica Boko Haram, que en los recientes meses ha escogido a escuelas y alumnos como blanco de sus acciones terroristas, estima analistas .

Boko Haram, cuyo nombre significa «la educación occidental es pecado» en el dialecto local hausa, ha intensificado sus ataques desde que el Gobierno de Nigeria anunció un alto el fuego el mes pasado.

El grupo generalmente tiene a escuelas entre sus objetivos y ya ha secuestrado y matado a miles de estudiantes en su campaña para forjar un Estado islámico.

Entre el 2010 y el 2011 los milicianos islámicos lanzaban sus ataques contra las escuelas cuando los establecimientos estaban cerrados, pero desde el año pasado los atentados comenzaron a ocurrir en pleno desarrollo de clases.

El presidente Goodluck Jonathan aseguró que su Gobierno dará con los atacantes.

A partir de este martes, todas las escuelas públicas del estado de Yobe, donde desde hace un año y medio está en vigencia el estado de emergencia, permanecerán cerradas por orden del gobernador, que pidió «una intervención urgente para poner fin a la escalada de violencia».

El 25 de febrero pasado, siempre en Yobe, milicianos de Boko Haram asesinaron a balazos a 43 estudiantes en un asalto a un colegio de la región.

En abril, 276 jóvenes estudiantes fueron secuestradas por decenas de milicianos de Boko Haram que irrumpieron en su escuela disparando a bordo de motocicletas, camiones y camionetas. Siete meses después, 219 de ellas siguen en cautiverio.

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, condenó de manera enérgica el ataque suicida de este martes y emitió sus condolencias a los familiares de las víctimas y al Gobierno y pueblo del país africano, así como se declaró consternado por la frecuencia y la brutalidad con las que ocurren sabotajes contra centros docentes y estudiantes en el norte de Nigeria.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.