Netanyahu reta a Obama con tal de herir a Irán

El primer ministro israelí Benjamín Netanyahu se presentó este martes ante el Congreso estadounidense y fustigó el acuerdo que EE.UU. busca firmar pronto con Irán sobre el programa nuclear del país persa

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON, marzo 3.— En un abierto desafío al presidente Barack Obama, el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu se presentó este martes ante el Congreso estadounidense y fustigó el acuerdo que EE.UU. busca firmar pronto con Irán sobre el programa nuclear del país persa.

«El régimen iraní es una grave amenaza para el mundo», dijo Netanyahu y le acusó de apoyar el terrorismo global. «Sé que mi discurso trajo mucha controversia», admitió.

«Sabemos que cualquier acuerdo incluirá grandes concesiones a Irán», señaló y en esas condiciones no se destruirán las plantas nucleares iraníes y permitirá eludir a los inspectores internacionales, dijo.

Pese a la convicción que manifestó Netanyahu, el presidente Barack Obama —que, como se había anunciado, no recibió al visitante— afirmó este martes que el Primer Ministro israelí no ofreció «alternativas viables» a las negociaciones con Irán.

En declaraciones desde el Despacho Oval junto al secretario de Defensa, Ashton Carter, Obama dijo que no vio el discurso de Netanyahu, pero leyó después la transcripción.

El mandatario recordó que hay sanciones vigentes que han «forzado» a Irán a negociar y que, durante un año y medio de conversaciones, Teherán «ha congelado» su programa nuclear y se ha sometido a inspecciones no vistas antes.

Las sanciones por sí solas «no son suficientes» y, si la única alternativa es no llegar a un acuerdo, se corre el riesgo de que Irán «empiece de inmediato a acelerar su programa nuclear», advirtió el Presidente según EFE.

El discurso de Netanyahu, tercero que pronuncia como primer ministro israelí ante el pleno del Congreso norteamericano, ha generado gran polémica, ya que fue invitado directamente por el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, sin tener en cuenta a la Casa Blanca.

Al tiempo que el Primer Ministro israelí intervenía ante el Congreso, Obama participaba en una videoconferencia con líderes europeos sobre la situación en Ucrania, y el vicepresidente, Joe Biden, presidente del Senado, se encontraba en Guatemala, mientras que 53 legisladores demócratas boicotearon el discurso con su ausencia.

Por su parte, la líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, consideró el discurso del primer ministro israelí como un «insulto a la inteligencia de Estados Unidos» que la puso «al borde de las lágrimas».

En paralelo a la polémica intervención de Netanyahu, Irán y Estados Unidos reanudaron en Ginebra reuniones bilaterales con el fin de avanzar en las negociaciones por un acuerdo sobre el programa nuclear iraní antes del cierre del mes.

Un entendimiento entre ambos países es fundamental para el cierre de un acuerdo global entre Teherán y las potencias conocidas como el G5+1 (EE.UU., Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania), que se han impuesto un plazo, que vence a fines de junio, para negociar.

Las partes esperan llegar a un acuerdo político preliminar a fines de este mes.

En tanto, EFE informa desde Teherán que Irán calificó el discurso de Netanyahu como «espectáculo lleno de engaño» y muestra de la propaganda de los «extremistas de Tel Aviv».

La portavoz del Ministerio iraní de Asuntos Exteriores, Marzie Afjam, dijo que «las declaraciones de iranofobia de Netanyahu son parte de la propaganda electoral de los extremistas de Tel Aviv», informó la agencia estatal iraní de noticias IRNA.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.