África ante posible «estado de emergencia»

Cólera y ébola despiertan las alertas sanitarias en países del continente, mientras la malaria puede que esté llegando al inicio de su fin

Autor:

Juventud Rebelde

SANÁ, mayo 15.— Unas 125 personas han fallecido en Yemen por un nuevo brote de cólera que azota desde hace unas tres semanas al país africano, donde se decretó este lunes el estado de emergencia en la capital, informó DPA.

El Ministerio de Salud yemenita elevó a 11 000 los casos registrados desde el 27 de abril, precisó EFE, entre los cuales unos 4 000 pacientes se localizan en Saná.

Autoridades del Ministerio dijeron que la tasa de mortalidad se incrementa rápidamente y aseguraron que «no son capaces de contener la catástrofe», por lo que requieren la ayuda rápida de organizaciones humanitarias

Según el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), citado por DPA, hay 8 500 enfermos por la infección de cólera en Yemen. El director del CICR, Dominik Stillhart, alertó del peligro de una «situación humanitaria catastrófica».

De acuerdo con la agencia alemana, más de dos años de conflicto armado han dejado al país con una infraestructura sanitaria colapsada que ha contribuido a la difusión de la enfermedad, cuya epidemia empezó en octubre de 2016.

Yemen es el país más pobre de la península arábiga y datos de Naciones Unidas ilustran que cerca de 7 600 000 personas viven en el área afectada.

Mientras, en la República Democrática del Congo (RDC) y algunos de sus territorios vecinos se preparan para hacer frente a una nueva propagación de ébola.

En esta ocasión, la enfermedad fue detectada en la provincia del Bajo Uelé, zona perdida en plena selva ecuatorial a unos 1 300 kilómetros al noreste de Kinshasa —explicó AFP—, y desde el pasado viernes las autoridades congoleñas anunciaron la octava epidemia de ébola, desde el descubrimiento de este virus en su territorio en 1976.

Hasta el momento se han confirmado 19 casos, de los cuales han fallecido tres, dijo PL. La Organización Mundial de la Salud informó este lunes que sus expertos evalúan utilizar vacunas recién desarrolladas para enfrentar el brote y ya se hacen preparativos en caso de que sea necesario.

La Alianza Global de Vacunas de GAVI declaró el viernes que unas 300 000 dosis de emergencia de una vacuna contra el ébola desarrollada por Merck (empresa científico-tecnológica), podrían estar disponibles en caso de un brote «a gran escala», pero dependería de la OMS y de otros determinar «cuándo y si el uso de la vacuna en este brote está justificado».

Mientras, Sudán del Sur ha tomado medidas preventivas para evitar que llegue la enfermedad a la nación desde la vecina RDC, informó a EFE el subsecretario del Ministerio de Salud, Makur Koriom.

El Gobierno sursudanés ha enviado equipos médicos al aeropuerto de la capital, así como a los principales pasos fronterizos, para hacer exámenes a las personas que llegan de la República Democrática del Congo; además ha puesto en marcha una campaña de información para advertir a los ciudadanos de los riesgos y de los síntomas.

Mientras, Kenya, Ghana y Malawi administrarán en 2018 la primera vacuna contra la malaria en un programa piloto dirigido a erradicar la enfermedad. El inyectable provee una protección parcial en los niños pequeños, a la vez que actúa contra el parásito más mortal globalmente y el de mayor incidencia en África, comentó PL.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.