Calamares bisexuales

 

 

Autor:

Juventud Rebelde

Calamares bisexuales. Científicos del Instituto de Investigación del Acuario de la Bahía de Monterey, Estados Unidos, se llevaron una gran sorpresa al descubrir que el calamar Octopoteuthis deletron se aparea indiscriminadamente, incluso con ejemplares de su mismo sexo.

Al parecer esta especie, que vive en un hábitat muy hostil (entre 400 y 800 metros de profundidad) intenta reproducirse a toda costa, por lo que no deja pasar ninguna oportunidad para intentar tener descendencia y preservar sus genes.

Los científicos ya sabían que los machos poseen un órgano sexual similar al pene que utilizan para depositar su esperma en las hembras.

Una planta que se «agacha». Spigelia genuflexa es el nombre de una nueva especie de planta descubierta por Alex Popovkin, un botánico aficionado, en el bosque atlántico del estado de Bahía, Brasil.

La extraña especie —analizada posteriormente por Lena Struwe, profesora de Botánica de la Universidad Rutgers, Estados Unidos— se caracteriza por doblar sus ramas para depositar las semillas en el suelo una vez que los frutos se maduran.

Según explicó Struwe a BBC Mundo, algunas plantas han desarrollado este mecanismo evolutivo por varias razones. «Es probable que el motivo, en este caso, sea que la vida de la planta es muy breve, apenas unos meses», dijo.

«Vive además en pequeños fragmentos de hábitat favorable, de modo que la planta madre tendrá más éxito si deposita sus semillas muy cerca de ella, en lugar de dispersarlas en otros sitios más lejanos que pueden tener condiciones menos apropiadas», agregó.

Microchip para detectar el crecimiento de tumores. Investigadores de la Universidad de Tecnología de Munich, Alemania, crearon un dispositivo para medir los niveles de oxígeno en tejidos vecinos a un tumor. El ingenio permitirá conocer si se expande y tratar aquel que sea difícil de alcanzar, que sea mejor dejar como está o que se halle en una fase de crecimiento pronunciado.

Sven Becker, responsable del proyecto, explicó que los datos se transmiten a una unidad externa que puede llevarse en el bolsillo. De ahí pasan a la PC del facultativo, quien puede mirar la información y decidir si la actividad del tumor está empeorando. Ello abriría el paso a evaluaciones sobre la marcha, reduciendo la necesidad de realizar frecuentes visitas al hospital.

Los investigadores prevén agregar al chip una bomba de medicación que libere cantidades microscópicas de drogas de quimioterapia sobre el tumor, evitando el suministro de medicamentos a todo el cuerpo y sus fuertes efectos secundarios.

Fuente: BBC, El Mundo.es

Frase: ¡Triste época la nuestra! Es más fácil desintegrar un átomo que un prejuicio. Albert Einstein, científico alemán.

 

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.