La tecla del duende

En Canadá

Pues sí, creada con todas las ocurrencias de rigor, una peña teclera en Canadá. Su organizadora, Dayani Castro, nos cuenta:

Mis mayores nostalgias de Cuba, sin contar a la familia, son mis amigos «tecleros», y nuestra tertulia. Desde que fundamos la de Santa Clara, a pedido de Guillermo, nos hicimos ocurrentes habituales, buscando temas, compartiendo alegrías y viajes. Con muchos de ellos mantengo contacto frecuente, otros se han perdido en la distancia. Hace tiempo venía flotando en mi cabeza la idea de crear otra tertulia con nosotros «los regados y desperdigados» por el mundo. Después de pensarlo un poco me decidí... El sábado 22 de julio, en Ottawa, capital de Canadá nos reunimos para la primera tertulia de «La diáspora ocurrente–Homenaje al Duende». Les confieso que en las preparaciones del día lloré varias veces. Emociones encontradas volaban en mi cabeza: alegrías y tristezas, recuerdos, amores, dolores. Armada de recortes de teclas y mi libro Regalo de Jueves salí a nuestro encuentro cargada de ilusiones y todas se cumplieron. En el café de unos amigos venezolanos nos reunimos tecleros habaneros, santiagueros, santaclareños, e invitados especiales de Venezuela y Colombia, a crear nuestra primera tertulia internacional. No habíamos empezado y ya teníamos asistencia confirmada para la próxima... Rosa Iris y su hermosa familia de visita me acompañaron a revivir historias, a compartir recuerdos y redescubrir escritos de Cofiño... Guardo un regalo para ella, del cual no tiene ni idea, tendrá que esperar a la siguiente tertulia. Armando deleitó con sus poemas cortos y clases gratis de fotografía, que espero las recordemos para la próxima vez que vayamos a tirar fotos. Sergio compartió también poemas, de él y de Benedetti, que no podía faltar. Entre Sergio y Armando nos dieron sus versiones filosóficas, esotéricas y físicas de la vida. Jocy, con su alegría contagiosa, nos leyó su cuento Chaca chaca pá, muy divertido y sensual... Gal, nueva amiga venezolana, compartió un escrito de su adolescencia, de amores y desamores... Marta, colombiana, por razones de salud y trabajo, solo pudo pasar corriendo, con su energía retadora... En resumen, nos pasamos casi tres horas hablando de memorias, que era nuestro tema original, Guillermo, la columna del jueves, la vida, conciencia, equilibrio, leyes de la física aplicadas a la felicidad, conceptos y percepciones del arte, búsquedas, el Yo. Un encuentro muy ameno y fructífero. Extrañé a mis tecleros ausentes, y regresé a casa con la alegría de haber sembrado una semilla en los corazones de estos nuevos tecleros. Para el próximo encuentro tenemos tarea: hacer poemas, ensayos, escritos relacionados con la palabra psicopercepción. Ya veremos qué sale...

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Proceso electoral cubano.