Cuba no abandonará jamás el método clínico

Con esta convicción se inauguró este miércoles el IX Congreso Nacional de Medicina Interna en el Palacio de Convenciones

Autor:

Juventud Rebelde

Foto: Roberto Suárez «Si dejamos todo a la tecnología y a la computadora, eso será el fetichismo y la deshumanización de la medicina clínica, porque perderá importancia la indispensable relación médico-paciente, el examen físico, y significará la muerte de lo clínico como arte».

Lo anterior fue expresado por el doctor José Fernández Sacasa, al intervenir en el panel inaugural del IX Congreso Nacional de Medicina Interna, que junto al Taller Internacional sobre Diabetes Mellitus y el Simposio Internacional en torno a la Hipertensión Arterial, comenzó en la mañana de este miércoles, y sesionará hasta el sábado, en el Palacio de Convenciones, en Ciudad de La Habana.

Fernández Sacasa aseguró que «los éxitos de la clínica no podrán desaparecer ante los aparatos por más modernos que sean, porque entonces ello equivaldría a la desaparición de la medicina en sí misma, y si hay un país donde eso no ocurrirá jamás, es Cuba».

Al inaugurar el cónclave, el doctor en Ciencias Médicas, Oscar Alonso Chill, actual presidente de la Sociedad Cubana de Medicina Interna, en nombre de los delegados, envió «un saludo a nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro, máximo inspirador de la medicina de nuestro país, al que le deseamos su más pronta recuperación y le decimos que estamos alegres, porque de 19 especialistas de nuestra esfera que quedaron luego de 1959, hoy contamos con 4 348».

El doctor Miguel Ángel Moreno resumió la historia de esta carrera, la primera universitaria en Cuba en 1726, con una larga y prestigiosa tradición. Dijo que sus profesores han sido los que más tiempo han estado junto al alumno en todas las épocas, y afirmó que ni la colonia española, ni Estados Unidos pudieron impedir que la Isla tuviera grandes galenos en esta rama, como Finlay, Albarrán y Gener, entre muchos otros.

El doctor Alfredo Vázquez Vigoa, al hablar acerca de la relevancia de la Hipertensión Arterial como factor de riesgo cardiovascular, dijo que aunque una persona esté propensa genéticamente a esta enfermedad, si se mantiene compensado, con un tratamiento adecuado y sigue un estilo de vida sano, podrá tener una existencia prolongada y llevadera.

En el análisis de la experiencia de Cuba en 20 años de tratamiento de los seropositivos y enfermos del SIDA, el doctor Jorge Pérez anunció que el país posee la tasa más baja del Caribe y el lugar 18 en todo el mundo, por el trabajo que ha hecho y realiza desde 1983.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.