Pregunte sin pena

Autor:

Mariela Rodríguez Méndez

C.L.: Salí embarazada un año después de haber iniciado relaciones con mi actual pareja, poco antes de los 15. Mi madre se volvió como loca. Me hicieron un legrado y me pusieron una «T», para evitar embarazarme nuevamente. Ahora no salgo embarazada. Los análisis arrojaron que los espermatozoides de mi esposo son insuficientes e inmóviles. Pero él insiste en culparme, porque mis menstruaciones son irregulares y tomé PPG por un tiempo. ¿Tendrá acaso que ver que él se toma algunos tragos en las tardes, aunque no llega a ser borracho? Tengo 22 años y él 26.

En estos casos es usual culpar al otro, la familia o a uno mismo: Tu esposo dice que el problema está en tus irregularidades menstruales o el PPG; tú piensas que está en sus tragos vespertinos o en tu mamá. Quizá tengan alguna razón, pero culpar es infructuoso.

La insuficiencia e inmovilidad de los espermatozoides sí dificulta el embarazo, aclara la doctora Liset Román Fernández, especialista en primer grado en Ginecología y obstetricia, y profesora asistente del hospital América Arias, quien tuvo la cortesía de asesorarnos.

Al someterte a una evaluación médica podrás esclarecer si además hay fallas en tu ovulación o presentas algún daño en el endometrio (tejido interior del útero) debido al legrado u otra alteración. Diferentes exámenes ayudarán a determinar, si se trata de problemas hormonales o en los órganos reproductores, alguna enfermedad asociada, excesivo consumo de alcohol o el uso de anticonceptivos.

Hasta ahora no se ha descrito la infertilidad entre los efectos secundarios del PPG. En cambio, el abuso del alcohol puede afectar la fertilidad limitando la producción de espermatozoides.

Mientras esto ocurre, se transita hacia una aceptación del problema, necesaria para su afrontamiento. La infertilidad puede ser revertida en muchos casos, pero el éxito requiere la unión que el amor puede aportar. Si se quieren mucho, solo resta continuar.

Mariela Rodríguez Méndez. Máster en Psicología Clínica y consejera en ITS y VIH/SIDA.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.