Llaman a perfeccionar el trabajo de la militancia en la base - Cuba

Llaman a perfeccionar el trabajo de la militancia en la base

Los pineros tienen hoy el reto de lograr que el territorio sea el paradigma de los jóvenes cubanos y de dignificar su nombre

Autores:

Roberto Díaz Martorell
Dora Pérez

NUEVA GERONA, Isla de la Juventud.— Los demás jóvenes no pueden ver que la militancia y su Organización solo reúne a un grupo de personas para cotizar y promover la participación en alguna campaña, sino que sientan la necesidad de sumarse con orgullo.

Así lo siente Yoenia Sedié, asesora legal del Centro Universitario Jesús Montané Oropesa, para quien se precisa ser ejemplo en el radio de acción de los militantes.

Esa visión distorsionada que a veces existe —asegura Yoenia— se debe al escaso compromiso de algunos militantes y dirigentes juveniles que llevan las riendas sin control y a la poca combatividad que muestran.

Sobre cómo perfeccionar el trabajo de la militancia en la base, convocar desde el ejemplo personal, compromiso e implicación en las tareas de la Revolución, se discutió en la asamblea de balance de UJC en la Isla de la Juventud.

Liudmila Álamo Dueñas, primera secretaria del Comité Nacional de la UJC, recordó que el funcionamiento de la organización depende de la preparación de los cuadros para planificar y organizar las acciones: «En la medida que escuchemos, promovamos el debate y nos involucremos en los problemas, saldrán las soluciones», comentó.

Yosvany Hernández, secretario del comité UJC en la Empresa Integral Eléctrica, aludió que para revertir esa imagen se deben explicar bien las razones de la tarea, convocar siempre al universo juvenil y sumar a los de más experiencia para que aporten conocimientos y buscar las mejores soluciones a los problemas.

¿Qué limita hacerlo? A todas luces la desorganización, no aplicar correctamente las distintas metodologías de trabajo a todos los niveles, poca o nula combatividad... Nadie es bueno porque se le orienta, y no basta con tener disposición; se precisa también de capacidad.

En ese aspecto, José Ramón Machado Ventura, miembro del Buró Político del Partido y primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, señaló a la exigencia y a la disciplina como vital para la militancia: «Si la organización funciona bien los cuadros están en todos los comités de base, la disposición no basta si el joven no está bien preparado para dirigir», apuntó.

En concordancia con esa premisa, en las 332 asambleas de balance que se realizaron en este municipio especial previas al Congreso juvenil, se ratificó al 90,2 por ciento de los secretarios generales y solo el 9,8 asume la responsabilidad por primera vez, lo que al decir de Ana Isa Delgado Jardines, primera secretaria del Partido aquí, constituye una fortaleza.

A la UJC le corresponde hoy levantarse sobre las deficiencias, involucrarse con responsabilidad en el análisis de su actividad fundamental. La reunión ordinaria debe ser el escenario principal para debatir y dialogar con los jóvenes en aras de resolver los problemas que les atañen. De la inteligencia colectiva emergen las más sabias soluciones.

Ariadna Cusa, presidenta de la Brigada José Martí, instó a ser más responsables, constantes y sacrificados para no perder la identidad como militante y ser de verdad la vanguardia juvenil, cualidad que al decir del joven José Antonio Ceballos, «necesita estos tiempos, difíciles pero dignos de ser vividos».

Cuba, afectada por el impacto de la crisis mundial y 50 años de bloqueo impuesto por Estados Unidos, tiene en la sustitución de importaciones y en el logro de la autosuficiencia alimentaria el único modo de sobrevivir a esos flagelos que lastran el desarrollo económico, para eso es necesario que los jóvenes comprendan y acometan con urgencia y responsabilidad las tareas de producir más y con eficiencia, convocatoria que les hace hoy el PCC en el territorio.

Sin embargo, Oscar Ortiz Cano, estudiante de Medicina, reveló en la asamblea que en ocasiones asisten al campo inútilmente: «En esos 15 días sentí que no fui útil, se deben convenir las labores antes de convocarnos».

¿Qué le corresponde a la UJC? Trabajar con mayor eficacia y armarse de argumentos para convencer que no se trata de dónde se trabaja con mejores condiciones, sino dónde se es más útil al territorio y a la Revolución y ese capital humano existe entre los más de 88 000 habitantes del municipio especial.

Trascendió también que tras el paso de los huracanes Gustav y Ike, que devastaron la infraestructura económica de esta Isla en el segundo semestre de 2008, jóvenes de toda Cuba arribaron aquí para resarcir los daños. La columna Aniversario 50 de la Revolución, seguidores de aquellos otros jóvenes de las décadas del '60 y '70, figuró entre los de avanzada. Sin embargo a esa vanguardia, que cuenta ya con cuatro ediciones, la juventud comunista pinera no ha concretado una brigada con fuerza permanente.

¿Causas? Falta de compromiso, disposición y comprensión de la importancia de la tarea.

En su intervención, Ana Isa Delgado llamó a los jóvenes a asumir el compromiso de continuar la batalla de sus padres «porque cada generación peleó por el futuro de sus hijos».

En la primera reunión del comité municipal de la UJC se ratificó a Zunilda García Garcés, como primera secretaria de la Organización, quien encabezará la delegación local alIX Congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.