Imponer la calidad frente a los desafíos educativos

El profesor es el artista que modela las capacidades y habilidades en los estudiantes, e influye en su pensamiento, expresó José Ramón Fernández, vicepresidente del Consejo de Ministros, en el resumen del curso escolar 2009-2010 del Ministerio de Educación Superior

Autor:

Margarita Barrios

El profesor es el artista que modela las capacidades y habilidades en los estudiantes, e influye en su pensamiento. Y lo hace en la práctica cotidiana, en la clase, es quien mejor puede explicar los antecedentes de la Revolución, la situación que vivimos hoy y la necesidad de defender lo alcanzado.

Así expresó José Ramón Fernández, vicepresidente del Consejo de Ministros, en el resumen del curso escolar 2009-2010 del Ministerio de Educación Superior.

En otro momento de sus palabras hizo referencia al llamado del General de Ejército Raúl Castro, presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, de formar en la población, y en especial en los más jóvenes, una conciencia de productores.

«Trabajar es nuestra obligación, cada cual en la labor que se desempeña. Sin esfuerzo no se puede desarrollar el país, ni tener calidad de vida. Y en este sector, nuestro mejor aporte a la economía es con el ahorro de recursos humanos, financieros y materiales».

Olga Lidia Tapia, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido, significó que la principal misión de nuestras universidades es formar a un profesional patriota, revolucionario incondicional, cada vez más preparado y atemperado a los tiempos que vivimos.

«Los centros de Educación Superior están hoy en mejores condiciones de aportar los profesionales comprometidos con su patria que necesita el país», aseveró.

«El profesor tiene que ser un verdadero pedagogo, que más allá de impartir sus conocimientos científicos sea capaz de educar, de formar, de hablar con los jóvenes en la cotidianidad, sin formalismos, sin esquemas».

Al referirse a la necesidad de formar licenciados altamente capacitados significó que, con las medidas tomadas con respecto al ingreso a las universidades y la elevación del rigor de las evaluaciones, se asegura también la calidad del futuro graduado.

Al presentar el informe del trabajo realizado en el curso escolar que termina, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, ministro de Educación Superior, expresó que el fortalecimiento del trabajo político-ideológico y la calidad de la enseñanza fueron las principales prioridades.

«Se trabajó para lograr mayor calidad e integralidad en la conformación del claustro y su preparación con vistas a que puedan influir mejor en la formación de los jóvenes.

«En relación con los estudiantes, las transformaciones han estado dirigidas a mayor calidad en el ingreso, y superior preparación integral. Especial atención han recibido las medidas para elevar la responsabilidad hacia el estudio y la participación consciente en tareas de impacto social».

Díaz-Canel subrayó que los retos ideológicos y de calidad de los procesos educativos son altos, y significó que existe una expectativa en la población con respecto a la manera en que se conducen las transformaciones en todos los niveles de enseñanza.

«Para el próximo curso hemos de transitar por la continuidad, consolidación y perfeccionamiento de los procesos con un intenso trabajo, responsabilidad y calidad. «No pueden estar presentes en la Educación Superior la chapucería, la mala educación, lo banal, el fraude, las clases sin calidad, las evaluaciones sin rigor y los procesos sin exigencia.

«Tenemos que trabajar en función de la preparación integral de los estudiantes. Si lo logramos estaremos aportando al país conciencia política, económica, la fuerza de trabajo calificada que se necesita. Esto nos permitirá ratificar el prestigio y la confianza que tiene la población en el sistema educacional cubano».

Gladis Gutiérrez, presidenta de la FEU, expresó que el trabajo de la organización debe profundizarse, para lo cual es fundamental elevar la preparación de los dirigentes en la base. Precisó que hay brigadas que no funcionan bien, y que el proceso de la incondicionalidad debe repensarse y potenciarse a lo interno de la FEU.

Al término de la reunión fueron condecorados con las órdenes Frank País de segundo grado y Carlos J. Finlay, que concede el Consejo de Estado, un grupo de destacados profesores e investigadores.

Además, recibieron la condición de destacadas las universidades de Villa Clara, Matanzas, Ciego de Ávila, Las Tunas y el Instituto Superior Politécnico José Antonio Echeverría.

En el acto se encontraban presentes  además Roberto Montesinos, jefe del Departamento de Educación y Deportes del Comité Central del Partido; Ena Elsa Velásquez Cobiella, ministra de Educación; Fernando Vecino Alegret, ministro fundador del Ministerio de Educación Superior; Liudmila Álamo Dueñas, primera secretaria de la UJC, e Ismael Drullet, secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.