Sembrar olivos tras las vallas de la guerra

Del cuatro al seis de mayo próximos se realizará en Guantánamo el quinto Seminario Internacional por la Paz y la Abolición de las Bases Militares Extranjeras

Autor:

Marylín Luis Grillo

Muy cerca de la ilegal base de Estados Unidos en la Bahía de Guantánamo, volverán a reunirse, como cada dos años, voces pacifistas de todo el mundo, para desde allí reclamar el fin de estas instalaciones militares que se han propagado por el mundo hasta alcanzar la cifra de 1100.

Y es que, del cuatro al seis de mayo próximo, la más oriental de más provincias cubanas acogerá el quinto Seminario Internacional por la Paz y la Abolición de las Bases Militares Extranjeras, evento bianual que siempre tiene por sede este territorio.

La Universidad de Ciencias Médicas de Guantánamo será por primera vez el escenario de las conferencias, charlas e intercambios, informó este lunes Silvio Platero Irola, presidente del Movimiento Cubano por la Paz y la Soberanía de los Pueblos (MovPaz) en conferencia de prensa.

Han confirmado hasta el momento más de 200 participantes de unos 25 países de los cinco continentes, detalló Platero Irola, entre los cuales las mayores delegaciones serán las de Estados Unidos y Canadá, con 60 y 35 representantes de cada una, respectivamente.

Asistirán al seminario, entre otras personalidades, la brasileña María do Socorro Gomes, presidenta del Consejo Mundial por la Paz; los argentinos Graciela Ramírez, presidenta del Comité Internacional Paz, Justicia y Dignidad por los Pueblos; Carlos Aznarez, director de Resumen Latinoamericano; y Graciela Rosemblum, presidente de la Liga Argentina por los Derechos Humanos.

También notificaron su presencia el Reverendo Daniel Ortega, diputado por Nicaragua del Parlamento Centroamericano y presidente del Partido Unidad Cristiana; el dominicano Juan Pablo Acosta, vicepresidente del Consejo Mundial por la Paz y presidente de la Unión de Periodistas por la Paz en su país; y la norteamericana Alicia Beatriz Jrapko, coordinadora del Comité Internacional Paz, Justicia y Dignidad por los Pueblos.

Las ponencias abordaran temas variados —explicó Platero— sobre Europa se expondrá de la ocupación de la isla Cerdeña, en Italia, mientras que de Asia, hablaran tres representantes de Okinawa, en Japón, donde los movimientos populares lograron detener la construcción de una nueva base militar.

Igualmente, se debatirá los temas de Palestina, de las Malvinas y el gobierno de Macri, una aproximación desde Cuba a la situación de las bases navales en el mundo y se proyectará el documental Todo Guantánamo es Nuestro.

Cada jornada concluirá con una actividad cultural-popular, por lo que, al atardecer del cuatro, se visitará a los CDR (Comités de Defensa de la Revolución) de la zona, el cinco se realizará un Concierto por la Paz y el seis, una Noche Guantanamera.

Asimismo, se adoptará la declaración final del evento en Caimaneras, a pocos metros de la base naval en Guantánamo y el día siete, de regreso, los participantes pasarán por Santiago de Cuba a rendirle honores a Fidel en santa Ifigenia.

Dos motivos especiales tienes la celebración en Guantánamo de este seminario internacional: se trata de la instalación de este tipo más antigua del mundo, y es la única que se mantiene en un país contrario a los deseos de su pueblo y su gobierno.

Hoy día, el número de bases navales en el planeta se ha incrementado, en especial las de Estados Unidos, que ya alcanzan las 852 en los cinco continentes y en América Latina posee 76.

Como adelanto de los debates, Carlos Aznarez, director de Resumen Latinoamericano, abordó la cuestión de las llamadas «seudobases», que son las de intervención humanitaria, Estados Unidos está planteando con la complicidad de varios gobiernos, que son bases temporales, pero que penetran el territorio y hacen un chequeo de la posibilidad de instalar luego una bases militar.

Es el caso de la base de Piura en Perú —continúo— y en Argentina se intentó emplazar una así en la provincia del Chaco, durante el gobierno de Cristina Fernández y la reacción popular fue tan fuete que tuvieron que retirar. Por lo que no «operan con una impunidad total, si los pueblos reaccionan la base pueden ser sacadas de su sitio», concluyó.

Este encuentro es el único global que se dedica al tema de las bases navales, por encima de otros asuntos vinculados con la Paz, por ello la importancia de su realización, manifestó el presidente cubano del MovPaz.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.