JR Podcast: Cada maestro ¿con su librito?

¿Cuánto han cambiado los métodos de enseñanza en el sistema educacional cubano? ¿Cuáles son más efectivos? ¿Si pudieras, qué transformarías de los mismos? ¿Cómo motivar a los alumnos en edades tan difíciles como la adolescencia? Esta semana dedicamos nuestro espacio radial a las estrategias de los profesores para impartir la mejor de las clase

Autores:

Ana Isa Vidal Díaz
Lianet Escobar Hernández

El inicio del nuevo curso escolar es un hecho. Este cuatro de septiembre las aulas cubanas vuelven a abrir sus puertas para dar la bienvenida a estudiantes y profesores luego de un largo y caluroso período de vacaciones.

Ya en las escuelas se respiran aires de preparación y son los maestros los más involucrados en el asunto, muchos de ellos limando asperezas sobre las técnicas que utilizan para hacer más efectivas las clases.

[Escucha la opinión de profesores y padres en nuestro podcast]

«Hay disímiles métodos nuevos que se utilizan dentro del sistema educativo cubano y creo que con ellos los estudiantes aprenden, pero necesitamos que los profesores pongan más de su parte, porque hay muchos recién graduados que imparten materias aunque no tienen el nivel requerido. Y son los profesores reincorporados los que han tenido que tomar las riendas», nos asegura Carina, una madre habanera.

«Soy del criterio de que los métodos de enseñanza tanto en primaria, secundaria, pre y hasta en la universidad han cambiado mucho… no son como en mi tiempo y a veces tampoco son los mejores», concluyó.

Un método de educación es el medio que utiliza la didáctica para la orientación del proceso enseñanza-aprendizaje. Los mismos dependen de los objetivos concretos de la clase. Por ejemplo: cuando un profesor se propone que los estudiantes aprendan un concepto, utilizará un método distinto a cuando el objetivo es desarrollar habilidades para descubrir dónde y cómo se aplica dicho concepto.

«Todas las asignaturas no llevan los mismos métodos. En el caso de Matemática, si la clase es de presentación se usa el de elaboración conjunta, en colectivo… Ya después se aplican otros como la orientación de trabajos independientes», dice Mercedes Bernal, maestra de la escuela primaria La Joven Guardia en la capital cubana.

«En Lengua Española se utiliza el analógico-analítico-sintético, pero siempre los métodos varían con las asignaturas. Lo que sí no puede faltar es la motivación, que afianza el conocimiento. Otra carta de la baraja son los métodos correctivos de la conducta. Esos son consultados con los padres», nos asegura.

«De manera general, lo que más necesitamos es que los padres apoyen más el trabajo de los profesores, para que las estrategias de cada uno de nosotros cumplan el objetivo al cual los encaminamos», alertó Bernal.

En Cuba, los escolares tienen el mismo docente los primeros cuatro años de sus estudios primarios y pasan casi todo el día —mañana y tarde— a cargo de estos, por lo que, gran parte de la clave del éxito de un sistema educacional, se debe a los maestros.

Dice Martin Canroy, experto de la Universidad de Stanford, en Estados Unidos, quien ha investigado las causas del triunfo cubano en esta rama que «la razón por la que los profesores de este país son efectivos, es que los programas de formación tienen su foco en que todos los niños aprendan por igual».

Para ello, los futuros docentes se forman en un sistema que combina trabajo y estudio, o sea, entre segundo y quinto año de la carrera las escuelas son convertidas en microuniversidades, donde cuentan con la guía de maestros con experiencia y de profesores adjuntos de cada instituto superior pedagógico.

Sin embargo, «los métodos de enseñanza han cambiado con el tiempo y con las generaciones, a mí me formaron bajo disciplina estricta pero positiva. Ahora tenemos que educar siendo más pacientes y permisibles con los alumnos», nos dice Ray Casin, profesor de una escuela secundaria.

En Cuba se promueve la didáctica centrada en el estudiante, la cual exige la utilización de estrategias y métodos en los que el aprendizaje se concibe cada vez más como resultado del vínculo entre lo afectivo, lo cognitivo, las interacciones sociales y la comunicación.

Dichas tácticas pedagógicas se diseñan para resolver problemas de la práctica educativa e implican un proceso de planificación en el que se produce el establecimiento de secuencias de acciones, con carácter flexible, orientadas hacia un fin.

Las estrategias docentes son válidas en un momento y un contexto específicos. Cada maestro ha de descubrir sus propios «secretos» docentes para motivar a los estudiantes, desarrollar habilidades, evaluar los conocimientos, y proporcionar espacios para la expresión y la creación.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.