No habrá aguas mansas para Occidente

Las inundaciones en zonas bajas representan el peligro fundamental de Irma para las provincias occidentales, aunque no debe descuidarse el impacto de los vientos

Autores:

Roberto Díaz Martorell
Hugo García
Yoerky Sánchez Cuéllar
Yensy Rivera
Dorelys Canivell Canal

El ajetreo resultaba inusual en las áreas aledañas al malecón habanero este sábado, mientras los vecinos especulaban sobre la altura que tomaría el agua cuando el huracán Irma abandonara el centro del país y dirigiera su rumbo hacia la Florida. «La última vez el mar traspasó el muro e inundó todo Prado hasta la calle Colón», comentó uno de los habitantes cercanos al parque 13 de Marzo, en La Habana Vieja, mientras levantaba una pequeña muralla de cemento en el portal de su casa para «resguardar bien mis cosas y que no se mojen».

Minutos después miembros del Consejo de Defensa de la provincia y del municipio recorrían la zona, mientras el Doctor José Rubiera anunciaba por televisión que las olas que provocaría Irma llegarían de siete a nueve metros desde finales de la tarde y durante la madrugada de este domingo, y que los efectos del huracán sobre el territorio occidental estarían presentes hasta la madrugada del lunes.

Es por ello que en la capital cubana, el Consejo de Defensa Provincial (CDP), al conocer el paso a la fase de alarma, adoptó un grupo de medidas con el objetivo de preservar las vidas humanas y los recursos materiales. Entre las acciones inmediatas figuraron la limpieza de tragantes y poda de árboles, la atención al estado de los ríos y arroyos, el incremento de la información a los ciudadanos y el aseguramiento de los alimentos.

Igualmente, teniendo en cuenta la situación de las penetraciones del mar, se adoptaron importantes decisiones como la evacuación de los habitantes en las zonas bajas hacia los 225 centros de protección del territorio, priorizando a los residentes en viviendas con peligro de derrumbe, sobre todo en las áreas del malecón, del municipio de Playa y del Rincón de Guanabo, en la Habana del Este.

Ante Mercedes López Acea, presidenta del CDP, los representantes de los distintos organismos informaron que trabajadores de Educación, Salud, las Empresas Eléctrica y de Comunicaciones, dieron los pasos pertinentes dirigidos a preservar medios, equipos y recursos. Estas dos últimas entidades también tomaron medidas para, en la medida de las posibilidades, mantener la vitalidad de sus servicios, según señala una nota del periódico Tribuna de La Habana.

Acción rápida en La Atenas de Cuba

A finales de la tarde de este sábado se conoció que alrededor de 63 000 matanceros han sido evacuados, la mayoría de ellos en casas de familiares y amigos, ante el paso del huracán Irma por las costas al norte de la provincia,

En la Península de Hicacos se trasladó a casi la totalidad de su población, desde calle 11 hasta la 64, pues esa es una zona baja proclive a inundaciones por penetraciones del mar.

En Varadero continúan más de 17 000 turistas extranjeros, protegidos en los hoteles de mejor arquitectura y ubicados en las zonas altas del polo.

Teresa Rojas Monzón, presidenta del CDP, explicó que el Proyecto Energás y la Central Termoeléctrica Antonio Guiteras salieron de servicio como medida de seguridad, por lo cual la generación eléctrica en el territorio es por grupos electrógenos. Igualmente, se supo que el aeropuerto Internacional Juan Gualberto Gómez finalizó en la mañana sus operaciones.

Se cerró la circulación por el puente Bacunayagua, que une por la Vía Blanca a Matanzas con Mayabeque, y también varias vías de la ciudad de Matanzas fueron cerradas ante las inundaciones.

¡Cuidado con las presas!

En Mayabeque, los municipios de la zona del litoral norte son los que han sufrido los mayores impactos de Irma, aunque las lluvias y los vientos se ciernen por todas las localidades de esta joven provincia.

Ante el potente fenómeno hidrometeorológico, el CDP sesiona en el municipio de Santa Cruz del Norte, una de las áreas costeras más vulnerables al paso del meteoro. En todas las zonas de defensa y consejos populares continúan adoptándose medidas, sobre todo para la protección de la población y de los bienes y recursos de la economía.

Existen 755 grupos electrógenos habilitados, 58 de ellos están ubicados en los centros de salud para garantizar la asistencia médica.

Según el semanario provincial Mayabeque, como un aspecto a tener presente está la situación de las presas que se encuentran al tope de su capacidad de almacenamiento y vierten para evitar el desbordamiento por las fuertes lluvias. Ellas son Jibacoa, en Santa Cruz del Norte, con capacidad para 11 millones de metros cúbicos de agua y San Miguel, en Jaruco, que puede almacenar 14 millones.

La presa Mampostón, la mayor con más de 150 millones de metros cúbicos de capacidad total, está por debajo del 50 por ciento, mientras Aguas Claras y La Ruda, en San José de las Lajas y Bejucal, respectivamente, se encuentran al 65 y 48 por ciento. No obstante, los consejos de defensa en esos y otros municipios con embalses (hay cien en Mayabeque) que pueden constituir un peligro para la vida, han adoptado medidas excepcionales, como la evacuación hacia lugares seguros.

Tener percepción del riesgo

A adoptar las medidas correspondientes a la fase de alerta ciclónica y garantizar el cumplimiento de las acciones necesarias, en aras de preservar las vidas humanas y los bienes materiales, exhortó José Antonio Valeriano Fariñas, presidente del CDP en Artemisa, durante un encuentro sostenido con los integrantes de este órgano, refiere el semanario El Artemiseño en su página web.

Resulta esencial que la población tenga percepción de riesgo, para lo cual es imprescindible el quehacer desarrollado por los medios de comunicación, aseveró. Dijo además, que es decisivo el papel que desempeñen cada uno de los 11 consejos de defensa municipales, así como los organismos, entidades económicas e instituciones sociales, en función de prevenir y minimizar los posibles daños.

Evacuar a la población de las áreas de inundación costera por penetraciones del mar, darle seguimiento a los niveles de agua en los embalses, garantizar el suministro de alimentos, asegurar el abastecimiento y potabilización del agua destinada al consumo humano, cumplir las medidas de protección de la masa animal, recolectar los productos en cosecha y adoptar medidas de protección para los cultivos plantados, son algunas de las orientaciones a tener en cuenta.

De acuerdo con la trayectoria del sistema, en Artemisa podrán ocurrir chubascos y lluvias que pueden ser fuertes en zonas de la costa norte del territorio, asociadas a las bandas externas de este evento, además de fuertes vientos y marejadas.

Alertas ante las lluvias

Desde que se decretara la fase de alerta ciclónica para el territorio ante las posibles afectaciones del huracán Irma, las autoridades del Consejo de Defensa Provincial en Pinar del Río orientaron aplicar las medidas correspondientes.

Se estima que los daños puedan estar asociados a las precipitaciones, pues los embalses se mantienen a un 83 por ciento de su llenado y aunque su estado técnico es óptimo, el suelo se encuentra saturado, de ahí que los especialistas de Recursos Hidráulicos aseguren que todo lo que llueva va a escurrir.

Por ello evaluaron las condiciones de los poblados costeros al norte de la provincia más propensos a penetraciones del mar; fueron evacuados los estudiantes becados y turistas; se colocaron a buen resguardo los recursos del Estado; se revisó la disponibilidad de combustibles, harinas, medicamentos; e indicaron velar por la protección de los alimentos que permanecen en almacenes, y surtir desde horas tempranas los mercados Ideal y agropecuarios.

Gladys Martínez Verdecia, presidenta del CDP, llamó a los pinareños a hacer un uso racional de los recursos, recoger todos los desechos sólidos y limpiar las alcantarillas y sistemas de drenaje, para evitar inundaciones y contaminación de las aguas por estos motivos.

Resaltó la necesidad de ser responsables, proteger la vida y estar listos para, una vez que concluya el impacto de Irma, brindar ayuda a los territorios más afectados.

Pineros bien informados

El Consejo de Defensa Municipal (CDM) y sus grupos de trabajo se activaron en Isla de la Juventud para puntualizar las medidas y acciones previstas durante la fase informativa decretada por el Estado Mayor de la Defensa Civil para este territorio en horas de la mañana.

Ernesto Reinoso Piñera, presidente del CDM, llamó a cumplir con disciplina y organización las acciones previstas en el plan de reducción de desastres.

Se conoció que el territorio cuenta con cobertura de alimentos, medicamentos y combustible para enfrentar cualquier situación generada por Irma.

También se puntualizaron las acciones para asegurar las embarcaciones de transportación de pasajeros y de la pesca; las aeronaves se resguardan en el aeropuerto Rafael Cabrera y se instó a proteger los parques de ómnibus y taxis a fin de no limitar su uso por daños ocasionados por los vientos, que aquí serían de depresión tropical.

Por su parte, Manuel Aguiar, delegado de Recursos Hidráulicos, informó que, al estar al 57,6 por ciento de llenado, los embalses cuentan con capacidad para asumir altos niveles de lluvia.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.