Los misterios del ELO - Deporte

Los misterios del ELO

El Elo es un sistema de puntuación aplicado a juegos de dos contendientes, como el ajedrez, aunque hoy se utiliza también en el scrabble y otros

Autor:

El profesor Arpad Emrick Elo. ¿Qué es el ELO de un ajedrecista? Primero fue la profesora Celima Bernal quien nos pidió que lo aclaráramos. Luego, varios lectores se sumaron a la demanda. Sobre todo, desde que anunciamos con bombo y platillos que el habanero Leinier Domínguez podría romper en breve la barrera de los 2700 puntos.

Se trata de un sistema de puntuación aplicado a juegos de dos contendientes, como el ajedrez, aunque hoy se utiliza también en el scrabble y otros. Debe el nombre a su creador, Arpad Emrick Elo, quien nació en Hungría (1903-1992), pero emigró a Estados Unidos con sus padres cuando era niño, en 1913. Llegó a ser profesor de Física en la Universidad Marquette, de Milwaukee, y fue también un maestro de ajedrez.

Elo ganó el campeonato estatal de Wisconsin ocho veces, entre los años 1935 y 1961. Su método fue aprobado en una reunión de la Federación Estadounidense de Ajedrez, celebrada en San Luis, en 1960. La Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) lo adoptó desde 1969 con el objetivo de mejorar el sistema de clasificación del rendimiento de los jugadores. La primera lista apareció en julio de 1971 y a partir de entonces se renueva cada tres meses: en enero, abril, julio y octubre.

Hasta mediados de los años 80, el propio Elo hacía los cálculos de las puntuaciones. Incluso, se tomó la molestia de deducir el acumulado de jugadores de épocas anteriores a la utilización del sistema. En este caso no es el ELO máximo lo que se expone, sino el de toda su carrera. Veamos algunos nombres ilustres, comenzando por el más grande de todos: José Raul Capablanca (2725), Mikhail Botvinnik (2720), Emanuel Lasker (2720), Alexander Alekhine (2690), Miguel Najdorf (2635).

A nuestro José Raúl Capablanca se le calcula un ELO de 2725 en toda su carrera. Muchas veces se han hecho intentos de comparar el ranking de jugadores de distintas épocas, como Garry Kasparov y Bobby Fischer. Sin embargo, dicha comparación no es realmente posible, pues con el tiempo y por diversos motivos, el puntaje promedio tiende a subir. De todas formas, algunos expertos le calculan a Kasparov un tope de 2851 y a Fischer de 2785. Otros «monstruos» como Tigran Petrosian (2645), Mikhail Tahl (2705) o Bent Larsen (2625) tuvieron su mejor época antes de que se comenzara a aplicar el sistema, por lo que sus cifras son engañosas.

Hoy en día, el sistema Elo se asemeja muchísimo a su forma original. Calcularlo manualmente es bien difícil, al menos para nosotros. La fórmula, a grandes rasgos, es la siguiente: se determina la puntuación que debería haber obtenido un jugador en la competencia de acuerdo con su ELO, y esta se confronta con el puntaje obtenido realmente. Surge así una tercera cantidad, la diferencia entre ambos, que a su vez se multiplica por una constante K, según corresponda.

Pero no agotaremos aquí, ni mucho menos, todas las explicaciones, solo intentamos disipar algunas dudas de nuestros lectores. Invitamos a los expertos a que tomen la palabra y nos aclaren bien el asunto. A fin de cuentas, este año tendremos muchísimo ajedrez, comenzando desde mañana mismo —si no hay más cambios—, con la final del campeonato nacional femenino. También habrá Olimpiada Mundial del juego ciencia, en Dresde, Alemania (noviembre), y confirmaremos el ascenso de Leinier al Olimpo.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.