Maikel Celada, actual líder goleador del campeonato nacional de fútbol

Autor:

José Luis López

Ahora cuando la selección cubana necesita goles, JR dialoga con este joven que ha anotado seis dianas en las primeras jornadas del campeonato

El ariete tunero Maikel Celada va siendo uno de los grandes animadores del 94 Campeonato Nacional de Fútbol, cuyas actividades se reiniciarán el próximo 14 de enero. Este muchachón de 25 años, oriundo del municipio de Amancio Rodríguez, es actualmente el líder goleador del torneo, con seis de las nueve dianas que posee su equipo.

Maikel mide 1,75 metros y pesa 75 kilogramos, un buen somatotipo para «guapear» frente a los defensas rivales. Por ello ha empujado a Las Tunas en los dos triunfos y seis empates —una sola derrota— conseguidos hasta el momento.

—¿Por qué andas tan bien en el ataque?

— En la temporada anterior fui jugador de cambio y conseguí seis goles. Geovany Ayala era el delantero del equipo, pero ahora trabaja como media punta y eso me ha permitido entrar más al ataque. Para este certamen, hubo una preparación especial, que incluyó redoblar el trabajo en los tiros a puerta, tanto por la derecha, como por la izquierda y el centro del área. A esto le dediqué 20 minutos diarios.

Además, presté interés en las dos jornadas semanales de ejercicios con pesas, que le dan al delantero una mejor masa muscular.

—¿Qué goles te gustan más?

—Los de cabeza. Sin embargo, solo tengo uno así en este torneo.

—¿Te complace que el equipo trabaje para ti?

-—Siempre salgo a la cancha para ayudar a mi equipo y tocar la pelota hacia el jugador que esté más libre. Si los goles llegan, pues mejor. Pero no soy egoísta.

—¿A qué portero cubano es más difícil anotarle?

—Al villaclareño Odelín Molina.

—¿Tus ídolos futbolísticos?

—En Cuba sigo al avileño Alaín Cervantes y del exterior me agrada ver al argentino Lionel Messi.

—¿Aspiraciones?

—Continuar marcando goles y ayudar a Las Tunas en su gran objetivo de mejorar el tercer escaño conseguido en el año 2004.

—¿Y la selección nacional?

—No hablo de ello, a ver si se da.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.