Otra piedra en el zapato

Cuba cayó este domingo 5-2 ante Estados Unidos y se complicó la vida con dos derrotas en un torneo tan corto

Autor:

Juventud Rebelde

Apelando a sus mejores lanzadores, la joven selección de Estados Unidos venció este domingo a Cuba, cinco carreras por dos, y mantuvo su invicto en la Semana Beisbolera de Haarlem, Holanda. En cambio, el equipo criollo sigue sin ver la luz y necesita despertar para no despedirse del torneo sin llegar a las semifinales.

Como se esperaba, el mentor norteño, Dave Serrano, le dio la pelota al veloz derecho Jonathon Crawford, quien había logrado dos victorias frente a Cuba en el tope amistoso efectuado recientemente en La Habana. Y de nuevo el muchacho lanzó bien.

Esta vez apenas permitió dos carreras, pero solo una limpia por jonrón de Despaigne que empató el choque en la sexta entrada (en la anterior intervino un error costoso del antesalista José Trevino).

En ese sexto capítulo Serrano anduvo ligero (fue muy remolón en La Habana) y trajo sin pestañar al zurdo Carlos Rodon, la primera figura del staff. Este se presentó dominante y caminó sin problemas hasta el octavo, cuando fue sustituido por el cerrador Bobby Wahl.

Sin embargo, Wahl se complicó en el noveno, pues permitió doble de Pestano y cañonazo de Rusney, después de dos outs. Luego le dio boleto a Heredia y llenó las bases, pero Yulieski fue dominado por Michael Lorenzen, quien vino a lanzar desde el jardín central.

Los norteños decidieron el partido en la séptima entrada con un paquete de tres anotaciones. Ahí aflojó el abridor cubano, Freddy Asiel Álvarez, quien le dio pelotazo al noveno bate, sin outs, y abrió la Caja de Pandora.

Entonces Víctor trajo a Hinojosa, pero el guantanamero permitió doble de Turner (impulsó una carrera) y le dio boleto a Field. Luego entró a lanzar Vladimir García, quien dejó caer un machucón inofensivo de Peterson y llenó las bases.

Con el rancho ardiendo, Víctor trajo a Norberto González para lanzarle a Conforto y el cienfueguero dominó al cuarto bate norteño en fly al cuadro. Seguidamente fue llamado Pablo Millán Fernández, pero el holguinero permitió hit de Bryant y el fly de Trevino que impulsaron dos anotaciones.

Esa fue la historia. Todavía Cuba no está eliminada, pues restan tres juegos y clasifican cuatro de los seis equipos contendientes. Pero hay que batear y la tarea luce complicada frente a los asiáticos y Holanda.

Víctor movió las piezas este domingo y colocó como titulares a Heredia (rf), Aledmis (2b) y Frank Camilo (r). Pero solo el matancero pudo embasarse, por hit y boleto.

Quizá en el noveno debió venir Alexander Guerrero por Arruebarruena con corredor en segunda y un out, pero Víctor le dio confianza al cienfueguero, quien no respondió.

En fin, otra vez padecemos por falta de ofensiva y así seguiremos hasta que nuestros bateadores no se acostumbren a enfrentar un pitcheo de más nivel continuamente. Una cosa es con guitarra y otra con violín, sin olvidar que el traje de Cuba pesa bastante. ¿Qué me dicen?

En el otro partido dominical, Holanda blanqueó 3-0 a Taipei de China. Precisamente, los asiáticos chocarán este lunes con Cuba. Además, se medirán Puerto Rico y Japón.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.