Alemania avanza en penales de infarto

El campeón mundial Alemania se impuso este sábado por 6-5 a Italia

Autor:

José Luis López

En una tanda de penales de infarto, el campeón mundial Alemania se impuso este sábado por 6-5 a Italia —hubo empate 1-1 después de 120 minutos— y se convirtió en el tercer equipo clasificado para las semifinales de la Eurocopa de fútbol Francia 2016. Los germanos vencen por primera vez a la «azzurra» en el noveno intento en grandes citas, si se suman Eurocopas y Copas del Mundo.

El duelo, disputado en el estadio de Burdeos, fue un «mano a mano» de excesiva cautela, pues estos pesos pesados del fútbol europeo respetaron la historia en demasía: los alemanes, sobre todo porque jamás habían vencido a la «azzurra» en competición oficial, en tanto sus rivales evitaban darle espacio sobre la grama al monarca del orbe.

Entonces, esa tensión se tradujo en pobreza creativa, pocas entradas al área con balón dominado, los hombres de ataque no inquietaron, y así las palmas fueron para los defensas, en especial para los centrales de ambos cuadros.

El primer tiempo fue para el olvido. Vale citar que el primer disparo a puerta llegó en el minuto 40.

Pero en el complementario, Alemania se fue por el partido, adelantó las líneas y recogió el fruto. En el minuto 65, Mario Gómez metió el balón al área ante la entrada del lateral Jonas Hector, quien se lo pasó a Mesut Özil, quien no falló. A seguidas, se pudo haber sentenciado el cotejo, cuando Gómez, solo ante el cancerbero Buffon, no pudo batirlo con un taconazo.

El empate «azzurri» llegó en el 78, por un infantil penalti provocado por Jerome Boateng, quien se había gastado un partidazo. En pugna con Giorgio Chiellini en su área, el central del Bayern Múnich saltó con los brazos en alto y golpeó el balón con el antebrazo. El penal lo ejecutó eficientemente Bonucci.

En el tiempo añadido, la selección alemana disparó muchísimo e Italia dio riendas sueltas a su tradicional catenaccio (candado defensivo), apostando a la agónica tanda de penales, que incluyó ¡18 disparos!

Hubo «temblores de piernas» para muchos cracks. Y al final decidió Manuel Neuer con su parada ante el tiro de Matteo Darmian, además del cobro efectivo del defensa Jonas Hector, con el cual quebró la racha italiana y envió a Alemania a Marsella, donde espera por el ganador del duelo de hoy entre Francia e Islandia.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.