Lobos contra Búfalos: una final inédita

Los Búfalos del baloncesto cubano buscarán su décima diadema con una motivación enorme, pues no solo derrotaron al inspirado cuadro santiaguero, sino que realizaron en la fase regular una auténtica hombrada para incluirse entre los cuatro grandes

Autores:

Benigno Daquinta
Javier Rodríguez Perera

Los Lobos villaclareños entrenaban desde el miércoles en sus predios sin preocupaciones, más bien felices y ansiosos de conocer qué equipo sería su adversario en la final de la Liga Superior de Baloncesto (LSB), instancia a la cual clasificaron por primera vez bajo la actual estructura de ocho equipos y la anterior de seis elencos, gracias a derrotar en cuatro choques a Camagüey.

Paralelamente a la tranquilidad de las huestes de Carlos Valle, dos conjuntos, Ciego de Ávila y Santiago de Cuba, pasaban jornadas tensas. El vencedor de ese duelo sería el rival de los villaclareños por el título y cualquier cosa podía ocurrir en el quinto partido decisivo, pues los avileños ganaron los dos primeros enfrentamientos como visitantes y después, en igual condición, los indómitos emparejaron el compromiso para aportar una paridad que no muchos pronosticaron.

Hace dos días los vaticinios previos a la postemporada se mantuvieron leales a plenitud, pues junto a los primeros clasificados, los Búfalos avanzaron a la final que comenzará mañana en la villaclareña Sala Amistad, tras su triunfo ante los Halcones santiagueros por 79-72, luego de dominar los tres primeros períodos y perder en el conclusivo por solo un punto.

En el encuentro que les abrió las puertas nuevamente a la discusión de la corona, tras estar ausentes en 2017, el mejor anotador por los vencedores fue el defensa Yasser Rodríguez con 18 tantos, quien ha tenido una LSB de ensueño, muy parecida a las que jugó de 2011 a 2013, cuando su equipo se tituló sucesivamente en tres ocasiones, una de ellas comandados por su actual preparador Yoani Zaldívar que, además, es el entrenador de la selección nacional.

Puede que en el revés santiaguero en el quinto cotejo haya influido la ausencia de su estelar Esteban Martínez a partir del tercer tiempo, cuando con 26 tantos en la registradora tuvo que salir por acumulación de faltas. También dio al traste con la primera clasificación santiaguera para una final desde 2005, la mediocre eficiencia desde la línea de suspiros, al anotar 11 unidades de 22 posibles.

La armada de Zaldívar está rencontrándose con la final, fase a la que ha llegado en 12 ocasiones y ha vencido nueve veces, pues los únicos campeonatos que se le escaparon fueron los de 2010 y 2015, ante Capitalinos, equipo que en el primer año estuvo dirigido por ese avezado entrenador que es Miguelito Calderón y después por el capacitado Rainel Panfet, quien ahora se encuentra como estratega en El Salvador.

Los Búfalos del baloncesto cubano buscarán su décima diadema con una motivación enorme, pues no solo derrotaron al inspirado cuadro santiaguero, sino que realizaron en la fase regular una auténtica hombrada para incluirse entre los cuatro grandes, tras terminar la segunda etapa celebrada en la Sala habanera Ramón Fonst en una posición comprometida. Sin embargo, en su terruño de la instalación Giraldo Córdova Cardín, obligados casi a la perfección, vencieron en sus siete presentaciones, para concluir en el segundo puesto del segmento preliminar.

Lo que ocurrirá a partir de mañana en Santa Clara será una porfía inédita por el primer lugar. En el caso de los Lobos de Carlos Valle acumulan tres medallas de bronce, dos en las últimas ediciones y la otra hace 13 años, además de que Villa Clara aportó numerosos atletas a los equipos de Centrales, dirigidos por Leonardo Pérez, que desde 2001 hasta 2003 fueron los mejores de Cuba.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.