Una sola alternativa: unirnos, luchar, vencer

El ALBA trae la impronta Bicentenaria, la gran política para Nuestra América

Autor:

Juana Carrasco Martín

CARACAS.- Una jornada larga y emocionante la de este lunes, que comenzó en el Panteón Nacional, con los Presidentes llegados a Venezuela para el Bicentenario rindiendo tributo a Simón Bolívar, y terminó en una IX Cumbre de la Alianza Bolivariana de los Pueblos de Nuestra América realmente participativa, a Teatro Teresa Carreño lleno de la juventud dispuesta.

Esta es la bomba atómica del ALBA, nuestra juventud, dijo el presidente Hugo Chávez tras preguntar a los jóvenes «¿quiénes están dispuestos a irse a cualquier país del ALBA para cumplir misiones?» Y se levantaron como uno solo, tal y como arremetían los lanceros llaneros, el ejército de Bolívar que independizó cinco países de esta Nuestra América y se dio un abrazo con el de San Martín en Guayaquil.

Nada parecido al elitismo que prevalece cuando los gobernantes más poderosos del planeta, y algunos que no lo son tanto, pero actúan como tales —alejados todos de sus pueblos— se reúnen en bunkers para garantizar la dominación.

Aquí no sucedió nada de eso. Se escuchó la sabiduría ancestral de los indígenas de América, que llegó con Evo Morales y su apelación a la responsabilidad de todos para salvar al planeta. «Somos hijos de esta Madre Tierra y no es posible que el capitalismo no tome en cuenta el grave daño que hace a la humanidad, no es posible que el capitalismo secuestre a la Madre Tierra para saquear sus recursos naturales, para explotar a sus hijos e hijas.

«Llegó la hora de combatir ese modelo económico que está haciendo tanto daño a la vida y a la humanidad», le dijo especialmente a los jóvenes venezolanos.

«Estamos mejor económicamente sin el imperialismo norteamericano y sin el Fondo Monetario Internacional», aseguró con firmeza.

Por su parte, el Presidente cubano destacó tres elementos. En primer lugar, la emoción de estar en Venezuela este 19 de abril, conmemorando el aniversario 200 del inicio de las luchas por la independencia frente a la dominación española y al respecto dijo: «Todo lo que hacemos ahora por la integración de América Latina y el Caribe comenzó precisamente aquí, hace dos siglos», y transmitió la felicitación de Fidel y del pueblo cubano al pueblo de Bolívar.

Celebramos hoy también, apuntó, la reunión Cumbre del ALBA, organización integradora, fiel al legado de nuestros próceres, y que avanza para saldar la deuda con nuestros pueblos, y mencionó algunos de los más importantes logros de esta unión: la alfabetización, la formación de los recursos humanos, el gran impacto que representa el estudio psicogenético que ya se ejecuta en países del ALBA.

El tercer acontecimiento de este 19 de abril, señalado por el Presidente cubano, es otro hito en la historia de nuestro continente, el aniversario 49 de la victoria del pueblo cubano frente al imperialismo en Playa Girón, bajo la conducción del Comandante de la Revolución Cubana Fidel Castro Ruz, una aventura de la CIA, apoyada por la flota naval norteamericana que tuvo que resignarse con ser testigo del descalabro mercenario.

Igual que entonces una gran campaña mediática acompañó a los invasores, ahora también se pone en práctica contra muchos de los países aquí presentes, pero aseguró que la Revolución Cubana –uno de los blancos preferidos de esas campañas mediáticas organizadas en Estados Unidos y que cuenta con el apoyo de la Unión Europea- no será destruida con el bloqueo, la subversión y la mentira.

Nuestros pueblos no se deben dejar confundir con los cantos de sirena, puntualizó, y aseguraba: «La experiencia nos enseña que solo tenemos una alternativa: unirnos, luchar, vencer».

Uno a uno, los gobernantes del ALBA expresaron en esta Cumbre extraordinaria las verdades que les hacen estar con el pueblo, porque le escuchan y aprenden de él.

Lo hizo Rafael Correa, con su declaración de fe: es necesaria la segunda independencia y  la meta de una América unida, altiva, soberana. “Venezuela querida, ni un paso atrás”, le pidió al auditorio especial.

Lo expuso Daniel Ortega en nombre del pueblo nicaragüense, destacaron igual necesidad de la emancipación y de la unidad, de encontrar su propio espacio, los dirigentes caribeños Ralph Gonsalves, Baldwin Spencer y Roosevelt Skerrit.

Este 19 de abril, en este Bicentenario, está renaciendo América y Caracas es la cuna.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.