Por la verdad de los Cinco

Amigos latinoamericanos y caribeños comparten sus experiencias en La Habana y suman compromisos a la lucha por la libertad de los antiterroristas cubanos

Autor:

Nyliam Vázquez García

«Está en manos de todos ustedes hacer presión para dar a conocer el caso», les dijo Olga Salanueva, esposa de René González, a los integrantes de la XVIII Brigada Latinoamericana y Caribeña de Solidaridad, durante un intercambio entre los solidarios y familiares de los cinco antiterroristas cubanos.

En la sede del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP), Mirta Rodríguez, madre de Tony, e Irma Sehwerert, madre de René, compartieron con los brigadistas, en apretado resumen, las dolorosas experiencias de casi 13 años de encarcelamiento de sus seres queridos, así como momentos cruciales del amañado proceso judicial.

«No esperamos nada de la justicia norteamericana», enfatizó Mirta, quien también les expresó a los cien brigadistas que conforman el grupo solidario la necesidad que tiene la causa de cada uno de ellos.

Desde distintos puntos de la geografía latinoamericana se escucharon las voces del compromiso. Se expusieron las más exitosas iniciativas, así como el llamado a generalizar aquellas de más impacto, pero sobre todo, a continuar el esfuerzo conjunto hasta que por fin estén libres Gerardo, René, Antonio, Fernando y Ramón.

María Teresa López, representante de México, destacó el acompañamiento desde distintos países a la lucha, y llamó a impulsar la recolección de un millón de firmas para pedir al Presidente estadounidense la liberación inmediata de quienes únicamente lucharon contra el terrorismo y por proteger a su pueblo.

Por su parte, Pablo Castillo, de República Dominicana, calificó a los patriotas cubanos de «titanes de la esperanza» y destacó la resistencia y valor de sus familiares.

Del mismo modo, representantes de Colombia, Venezuela y Perú compartieron sus emociones y ratificaron el compromiso con la verdad secuestrada.

Asimismo trascendió que en Costa Rica, los solidarios preparan para el próximo 12 de septiembre, cuando se cumplen 13 años de encierro de los Cinco, el escalamiento de su montaña más alta.

Como explicó Enrique Román, vicepresidente del ICAP, si bien es cierto que queda mucho por hacer, también lo es que el ejemplo de dignidad de los Cinco merece todos los desvelos.

«La ética y los principios que defienden son muy valiosos» afirmó, y con ello estuvieron de acuerdo quienes integran la Brigada Latinoamericana y Caribeña de Solidaridad con nuestro país.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.