Rechaza Sudán mediación de ONU en conflicto con Sudán del Sur - Internacionales

Rechaza Sudán mediación de ONU en conflicto con Sudán del Sur

El Gobierno de Omar Hassa al-Bashir teme que en el análisis del Consejo de Seguridad prevalezcan manipulaciones políticas

Autor:

Juventud Rebelde

JARTUM, abril 28.— El Gobierno sudanés se opuso este sábado a la mediación del Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas en su diferendo fronterizo con Sudán del Sur, y prefirió la gestión de la Unión Africana (UA) al respecto por considerar que en la máxima instancia de la ONU podrían prevalecer manipulaciones políticas.

El ministro sudanés de Asuntos Exteriores, Ali Karti, explicó en un comunicado que su país «se opone a que el conflicto entre Jartum y Juba sea visto por el Consejo de Seguridad por el temor a que consideraciones y posturas políticas anteriores prevalezcan sobre los principios de una solución pacífica y justa», citó EFE.

El Ministro destacó su confianza en el trabajo que la UA y sus órganos, especialmente su Consejo para la Paz y Seguridad, puede llevar a cabo para resolver las diferencias entre Sudán y Sudán del Sur.

En ese sentido, el Ministro reiteró su compromiso con las resoluciones adoptadas recientemente por los jefes de Estado africanos que piden que la UA medie una solución entre ambos países.

La UA, no obstante, había solicitado a la más alta instancia del organismo mundial apoyar la exigencia africana respecto a que los dos países detengan sus hostilidades.

Los miembros del organismo regional fijaron en una declaración el martes último un plazo de dos semanas para que ambos estados en pugna inicien negociaciones y completen un acuerdo de paz en el término de tres meses.

Durante una reunión en Addis Abeba, Etiopía, el Consejo de Paz y Seguridad de la UA urgió a ambos países a concluir la confrontación alrededor de áreas petroleras, surgida con la separación del antiguo Sudán, oficializada el 9 de julio de 2011, luego que la población del sur decidiera constituirse como Estado independiente en un referéndum celebrado en enero de ese mismo año.

El organismo continental trazó una hoja de ruta para el fin de las hostilidades, la retirada incondicional de las tropas de zonas en pugna y el fin del apoyo de cada Gobierno a respectivos grupos rebeldes que operan contra uno u otro.

Las contradicciones históricas entre poblaciones de los dos territorios continuaron pese a la independencia de Sudán del Sur. Esas diferencias devinieron en combates bastante sangrientos en los últimos días.

Los enfrentamientos armados tuvieron como escenario principal zonas petroleras en territorios fronterizos sobre los cuales los dos países no han fijado límites. Algunas de esas regiones son consideradas entre las mayores reservas de crudo de la región.

La infraestructura de explotación quedó en territorio de Sudán tras la separación de los dos Estados, pero los yacimientos de petróleo permanecieron en manos de Sudán del Sur.

Jartum reclama el derecho a un pago por el traslado del combustible a través de oleoductos y otras instalaciones en su territorio, a lo cual Juba se niega rotundamente y responde con la interrupción de la producción de crudos.

Ramtane Lamamra, representante del Consejo de Paz de la UA, dijo que si las dos partes no logran resolver sus controversias dentro de tres meses, podrían ser expulsados del grupo y las cuestiones pendientes podrían resolverse mediante un proceso de arbitraje del grupo.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.