Jóvenes se realiza cirugías plásticas para evitar las burlas

La otoplastia es la cirugía estética más común entre los jóvenes estadounidenses, llegando a una cifra de más de 11.000 operaciones de este tipo en 2011

Autor:

Cubasí

Desde que tenía 10 años, Nadia Ilse comenzó a ser víctima de acoso escolar (bullying) debido a que tenía sus orejas muy separadas. A los 14, debió realizarse tres cirugías plásticas para evitar las burlas de sus compañeros.

Luego de mucho soportar las burlas de sus compañeros de clase, en una escuela del estado de Georgia (EE.UU.), Nadia decidió pedirles a sus padres que le pagaran una cirugía plástica; sin embargo, el alto costo de la intervención no pudo ser asumido por su familia.

Pero todo cambió cuando a los 14 años la Fundación Little Baby Face, dedicada a operar sin costo a menores con deformidades faciales, le ofreció las intervenciones quirúrgicas gratuitas previstas para aquellas personas que resultan ser víctimas del acoso escolar.

Cuando la organización Little Baby Face conoció el caso de Nadia, se encargó de trasladar a ella y a su madre hasta Manhattan (Nueva York), donde queda la sede de la fundación, para realizarle una otoplastia, operación que consiste en fijar las orejas hacia atrás, también se le practicó una rinoplastia para corregir el tabique desviado y además le colocaron un implante de mentón para dar simetría a su rostro.

Operarse para no ser acosado

La otoplastia es hoy por hoy la cirugía estética más común entre los jóvenes estadounidenses, llegando a una cifra de más de 11.000 operaciones de este tipo en 2011. Aunque el caso de Nadia, al igual que muchos otros, han despertado la polémica sobre la problemática del 'bullying', que agobia a los menores a tal punto, que los obligan a buscar cambios de apariencia en el quirófano.

«En la escuela me decían Dumbo y muchas veces volví a casa llorando» contó Nadia, quien luego de su primer día de clase tras las operaciones, confesó que los comentarios halagadores de sus compañeros la hacían sentir mucho mejor. Luego de haber mejorado su aspecto físico, la madre de Nadia planea pedir ayuda psicológica para borrar por completo las huellas del acoso escolar.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.