Quitando piedras en Piedrecitas

Desde mayo de 2016, se quejaba el agramontino Rigoberto Bermúdez (calle 14 No. 25, Piedrecitas, municipio de Minas), de que los habitantes de su localidad (unos 4 000), estaban recibiendo la prensa con un enorme atraso, generalmente dos veces por semana. Este servicio, añadía el remitente en carta que publicamos el 18 de marzo pasado, se paga con un mes de antelación, y ni eso posibilitaba recibir adecuadamente el periódico.

Con otros territorios de la provincia, incluso más distantes que el suyo, no sucedía esto, apuntaba el lector, y demandaba alguna razón al respecto.

Hoy publicamos la respuesta de Orestes José Rodríguez-Gallo Borges, director general de la Empresa de Correos de Camagüey. Comienza explicando el ejecutivo que los periódicos que llegan a tierra camagüeyana se imprimen en el poligráfico de Holguín, lo cual ya implica una demora en el traslado, sobre todo cada vez que el periódico sale tarde por cuestiones ajenas a Correos de Cuba.

«La hora-plan de la entrega de los periódicos a nuestra provincia es 1:50 a.m. Sin embargo, en reiteradas ocasiones se incumple ese horario, debido al cierre tardío de las ediciones o por demoras en la poligrafía debido a roturas u otros factores (…), lo cual provoca que la entrega de la prensa a Correos se realice siempre dos horas después de lo planificado y que su llegada a Camagüey sea generalmente entre las 9:00 y las 9:30 a.m.», apunta el funcionario.

Y añade que a partir de ese instante se organiza la distribución para cada uno de los municipios agramontinos desde el Centro de Clasificación de la Empresa de Correos provincial. Ese proceso también se toma unas dos horas; lo que conduce a que la llegada de la prensa a los municipios tenga lugar alrededor del mediodía.

«Los vehículos de la Empresa de Correos Camagüey que se utilizan en la transportación de la prensa y el correo —indica el directivo— tienen un bajo coeficiente de disponibilidad técnica (…), por lo que nos hemos visto obligados a organizar rutas alternativas como son los casos de los municipios de Florida, Céspedes y Esmeralda, que se garantizan con un solo vehículo. En ese proceso se priorizan las cabeceras municipales, que es donde existe mayor concentración de población y suscriptores que esperan (…). Cuando la prensa llega a un municipio pasado el horario del mediodía o más tarde, como sucede reiteradamente con el poblado de Piedrecitas, donde reside Rigoberto y, además, se ha ido el carro de ómnibus intermunicipal (…) se generan situaciones como la que explica en su misiva el reclamante».

No obstante, reconoce el Director provincial que en los últimos tiempos en el ventanillo de Correos de Piedrecitas «ha existido un mal servicio en la entrega de las suscripciones de prensa a domicilio. Por ello tuvimos que cambiar en dos ocasiones a las gestoras comerciales que allí trabajaban».

Refiere el funcionario que durante la atención a esta queja se visitó al lector en su casa y se le ofrecieron todos los argumentos contenidos en la respuesta y las pertinentes disculpas por el mal servicio. También se visitó la unidad de correos del poblado y se mantuvieron contactos con las autoridades del Consejo Popular y del Partido en la zona. Estas instancias testimoniaron cambios favorables en los servicios postales tras los necesarios cambios de personal.

Culmina la rigurosa misiva, que mucho agradezco, considerando «con razón» el planteamiento del lugareño y asegurando que se intensificarán las medidas de control a la distribución de los periódicos en el territorio.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Opinión Gráfica