Holocausto: Nunca más

El Día Internacional de Conmemoración por las Víctimas del Holocausto se celebró en Cuba a través de un acto donde se recordó a los millones de víctimas del nazismo

Autor:

Con motivo del Día Internacional de Conmemoración por las Víctimas del Holocausto, la Asociación Cubana de Naciones Unidas (ACNU) y el Patronato de la Comunidad Hebrea de Cuba efectuaron este martes un acto para rendir homenaje a los millones de personas asesinadas por el nazismo.

La resolución 60/7 emitida por la Asamblea General de la ONU designó el 27 de enero como la fecha señalada para la evocación del hecho. Ese día, en 1945, las tropas soviéticas liberaron el campo de exterminio de Auschwitz.

El director general de la ACNU, Carlos Amat, señaló que «tal designación respondió al propósito de rechazar las teorías surgidas en algunos círculos reaccionarios que pretenden negar total o parcialmente estos acontecimientos como un hecho histórico, a la vez que mantener vivo en la memoria de los pueblos el horror de estos hechos que jamás puedan repetirse».

Amat citó en su intervención al entonces secretario general de la ONU, Kofi Annan, durante la primera conmemoración de esta fecha, en 2006: «No es posible dar marcha atrás a la tragedia sin igual del Holocausto, hay que recordarla con vergüenza y horror, mientras la humanidad conserve la facultad de recordar».

Por su parte, José Altshuler, presidente de la Sociedad Cubana de Ciencia y Tecnología y miembro de la Comunidad Hebrea, realizó una exposición sobre el modo en que se fue gestando el mal del antisemitismo, hasta llegar a su más demencial apoteosis bajo el régimen hitleriano.

Tal forma de discriminación, apuntó, no se arraigó jamás en Cuba, pues aunque fue deseo de la derecha reaccionaria de la época, los sectores progresistas dieron la batalla y vencieron, y ejemplificó con el artículo Defensa cubana contra el racismo antisemita, publicado en 1939 en la revista Ultra, por Don Fernando Ortiz.

Por último, al aludir a los criminales nazis juzgados en Nuremberg, refirió que si algunos de ellos huyeron, lo debieron a los manejos del gobierno de EE.UU., que los empleó en función de sus intereses. «¿No se parece al caso del terrorista Posada Carriles?», inquirió.

Seis millones de judíos y otras decenas de millones de personas de los pueblos ocupados por las tropas fascistas, fueron asesinados por la maquinaria hitleriana durante la Segunda Guerra Mundial.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.