«Esfumados» vacunos de potreros villaclareños - Cuba

«Esfumados» vacunos de potreros villaclareños

Un conteo detectó en diez entidades tenedoras un faltante de casi 7 000 cabezas

Autor:

Nelson García Santos

SANTA CLARA, Villa Clara.— Aunque parezca increíble, a estas alturas, de los potreros villaclareños desaparecieron 6 934 cabezas de ganado vacuno sin que dejaran rastros visibles.

El descubrimiento, calificado de preliminar, es el resultado de un conteo realizado este mes en cooperativas de producción agropecuaria y en el sector estatal.

Este último registró casi la totalidad de los vacunos perdidos, pues en las cooperativas ascendió solo a 51, reveló la información suministrada por Pedro Yera Benítez, especialista principal del Departamento de Registro Pecuario de esta provincia.

¿Cómo explicar estos faltantes? Lo de siempre, el enraizadísimo descontrol haciendo de las suyas, debido a que las direcciones de las entidades no realizan el conteo mensual de la masa ganadera, según está establecido.

Si lo ejecutaran correctamente sería poco probable que de sopetón aparezca esa considerable cifra de vacunos extraviados, circunstancia esta última con ocurrencia de larga data.

Luego, cuando llegan los de afuera —es decir, los controladores de la Dirección Pecuaria— hasta se sorprenden en las entidades tenedoras de ganado con lo que encuentran y aparecen justificaciones.

En el actual caso se han esgrimido como causas la muerte de animales —que no fueron reportados como consecuencia de carecer la entidad del veterinario encargado de certificar aquella— o, incluso, un error estadístico.

Tampoco descartan que, quizá, muchos vacunos engrosaran el capítulo del hurto y sacrificio ilegal.

Pero, vaca de más o vaca de menos perdida, lo que nadie puede refutar, a la espera de los resultados de una investigación para tratar de determinar puntualmente las causas y los responsables, resulta la falta de control.

Lo detectado, en diez entidades tenedoras de ganado, abarca desde noviembre del pasado año hasta el actual.

Los mayores faltantes de animales se encontraron en los municipios de Manicaragua, Encrucijada y Sagua la Grande, precisó Yera Benítez.

Tampoco se descarta la posibilidad de que puedan aparecer, en los días por venir, cierto número de las reses, pero entonces cabría preguntarse dónde las tenían y para qué fin.

Este conteo en Villa Clara formó parte de una comprobación nacional, reveladora de que seguimos chocando con la misma piedra.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.