De Chaveco a Rusia

La primera delegada directa por Santiago de Cuba al 19no. Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes afirma que será una digna representante de los campesinos cubanos

Autor:

Odalis Riquenes Cutiño

CHAVECO, Palma Soriano, Santiago de Cuba.— La joven Yailén Echavarría Calderín, organizadora de la estructura de base de la ANAP y secretaria general del comité de base de la UJC en la CPA Juan José Verdecia, en este municipio, fue elegida como la primera delegada directa santiaguera al 19no. Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes.

A sus 29 años, la alegre muchacha se sabe protagonista de los resultados de su cooperativa, una CPA diversificada pero comprometida con su esencia: la producción cañera, rentable desde su surgimiento hace 37 años y que se ha mantenido durante años como una de las estructuras más integrales de esta provincia y del país.

Yailén es la jefa de Recursos Humanos de la CPA, pero nadie diría que no se vincula directamente con el surco, pues al frente de una treintena de valiosos jóvenes asociados a la cooperativa, 20 de ellos militantes de la UJC, se le puede ver lo mismo conduciendo una reunión  al lado del pelotón de combinadas —millonario por casi dos décadas—, que repartiendo la merienda a los hombres en el campo de cañas o discutiendo en la reunión de la junta directiva, los lunes y jueves, cualquier problema o inquietud con el transporte para llevar la caña al central, con la actividad ganadera o con la producción de alimentos.

Hacer todo lo que se pueda con esfuerzos propios, uniendo a los involucrados, parece ser el lema de esta joven, a quien la comunidad de La Gran Vía Chaveco —donde está enclavada la Juan José Verdecia— le agradece las actividades culturales en el círculo social, los viajes a la playa y los museos en la guagua de la cooperativa.

Para Yailén, la CPA tiene que promover actividades no solo para los cooperativistas, sino también para los jóvenes y demás habitantes de la comunidad. Para ello lo mismo se confabula con los instructores de arte de las escuelas cercanas, que pide ayuda a la dirección de la cooperativa o mueve a sus compañeros.

Por eso a la cita mundial de octubre próximo, en la ciudad rusa de Sochi, dice, llevará el mensaje de los jóvenes campesinos cubanos, libres, independientes y comprometidos con la continuidad de la Revolución que dignificó a los hombres y mujeres del campo.

«Fidel no solo nos dio la tierra, también nos dio una Revolución socialista que fue hecha por jóvenes. Por eso los nuevos cubanos de hoy, especialmente los de la tierra donde descansan la cenizas de nuestro Comandante en Jefe, tenemos el compromiso de mantenerla».

En la actividad estuvo presente Julio Gómez Casanova, miembro del Buró Nacional de la UJC que atiende la esfera obrera.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.