Comenzó en Santa Clara Campeonato Nacional de Ajedrez

Los GM Neuris Delgado, Jesús Nogueiras, y Walter Arencibia pueden considerarse favoritos por su experiencia y jerarquía en el escalafón nacional

Autor:

Juventud Rebelde

El Gran Maestro húngaro Peter Leko (de frente) venció al ucraniano Vassily Ivanchuk en la final de la primera Copa Mundial de Ajedrez El que quizá sea el campeonato nacional de ajedrez más disputado de los últimos tiempos, comenzó este miércoles en el salón Eco de la ciudad de Santa Clara, recinto que se ha convertido en una especie de estadio Latinoamericano para el juego ciencia en nuestro país.

Como en las dos últimas ediciones, el evento volverá a dividirse en dos partes: una primera consistente en un torneo suizo a nueve rondas entre 22 jugadores —en definitiva no estarán los Grandes Maestros (GM) Silvino García y Román Hernández—, y la segunda de «muerte súbita» por el sistema Wimbledon (matches de dos partidas clásicas y dos rápidas de desempate si fuera necesario).

En la fase inicial no estarán nuestras dos principales figuras, los GM Leinier Domínguez (campeón exponente) y Lázaro Bruzón, quienes fueron «sembrados» para los cuartos de final con el objetivo de protegerles su coeficiente ELO.

No obstante, la expectación será grande desde la misma arrancada, pues los seis restantes boletos para el segundo segmento no parecen tener nombres seguros. Digo esto porque si bien los GM Neuris Delgado (2 562), Jesús Nogueiras (2 560) y Walter Arencibia (2 549) pueden considerarse favoritos para avanzar por su experiencia y jerarquía en el escalafón nacional (ocupan los puestos tres, cuatro y cinco), esta vez hay una hornada de jóvenes valores que se insinúa amenazante.

Entre ellos están los GM Yuniesky Quesada (2 515), Holden Hernández (2 543) y Omar Almeida (2 498), pero también los Maestros Internacionales (MI) Yuri González (2 494), Fidel Corrales (2 507), Aryam Abréu (2 473) y Maikel Góngora (2 441), así como los Maestros FIDE (MF) Orelvis Pérez (2 427) y Aramís Álvarez (2 445, campeón nacional juvenil), por solo citar algunos.

En la competencia se utilizará el nuevo control de tiempo aprobado por la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE), de 90 minutos para realizar 40 jugadas y otros 30 para concluir la partida, con 30 segundos adicionales por cada movida.

Como dato curioso les comento que Villa Clara ha logrado reunir a siete guerreros para esta lid: Nogueiras, Yuniesky, Aramís, el GM Frank de la Paz y los MF Alexei Fernández, Orlen Ruiz y Ermes Espinosa. Sin embargo, la última vez que triunfó un trebejista de la ciudad del Che fue en el año 2000 cuando se impuso Nogueiras. ¿Alguien será esta vez profeta en su tierra, o el Eco seguirá repitiendo el nombre de Leinier? Esperemos.

LEKO, RÁPIDAMENTE EL MEJOR

Y el húngaro Peter Leko, sexto del escalafón universal, conquistó esta semana la primera Copa Mundial de Ajedrez rápido que se desarrolló en la ciudad ucraniana de Odessa.

Leko venció en la final al astro local Vassily Ivanchuk (2,5-1,5) después de haber dejado en el camino al holandés Iván Sokolov, al ruso Sergey Rublevsky y al israelí Boris Gelfand.

Fue este un evento sui géneris, convocado por la Asociación de Ajedrecistas Profesionales, una entidad que coexiste a empujones con la FIDE desde que el ruso Gary Kasparov la creó en 1993.

Pero, acaso para confirmar que la unificación del trono mundial no fue una aventura más, el mismísimo presidente de la FIDE, Kirsan Ilyumzhinov, «bendijo» la inauguración de esta Copa e incluso tuvo palabras de elogio para los organizadores.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.