Villa Clara vuelve a derrotar a Industriales en el Sandino

Con marcador de 3 carreras por 0, el equipo naranja logra su segunda victoria en la final de la pelota cubana. El lanzador zurdo Robelio Carrillo tuvo una noche brillante

Autor:

Juventud Rebelde

SANTA CLARA.— Con excelente pitcheo del zurdo Robelio Carrillo, Villa Clara sacudió anoche a Industriales por segunda vez y la finalísima beisbolera se pintó de naranja. Ahora los azules están en terapia intermedia y tendrán que empinarse frente a su público para rebasar la crisis.

Ante la lesión de Carlos Tabares, Germán Mesa ascendió a Leugim Barroso al segundo turno y colocó a Stayler Hernández en el octavo puesto. Mientras, Eduardo Martín optó por Dian Toscano como bateador designado y sorprendió con Carrillo en la lomita.

La afición naranja esperaba a Luis Borroto, quien suele trabajar mejor con el respaldo de su público. Sin embargo, el mito del zurdo contra el zurdo es muy fuerte en la pelota cubana.

De todas formas, el terreno le dio la razón a Martín, pues Carrillo lanzó un gran juego, olvidándose de su récord histórico frente a los azules, que era de dos éxitos y cinco fracasos antes de comenzar el partido.

Todo lo contrario le sucedió al abridor de Industriales, Odrisamer Despaigne, quien no tuvo el control de otras veces y perdió efectividad. Además, fue mal defendido en el segundo capítulo, cuando Pestano abrió con cohete al jardín izquierdo y Leugim cometió error sobre el roletazo de Canto.

Luego, Odrisamer dominó a Toscano, pero Aledmis soltó un disparo por el campo corto que Rudy Reyes tampoco pudo fildear. La ventaja desató un volcán en el estadio, que creció con el metrallazo de Leonys al bosque derecho.

Seguidamente, Yuniet Flores pegó otro hit por el cuadro y las bases se llenaron. Parecía el fin del mundo, pero Lunar fue dominado y hubo más rollo que película. En el tercero, Pestano desapareció una pelota por el jardín izquierdo y aumentó la cosecha de naranjas.

En las gradas, la gente recordó los tres jonrones de Antonio Muñoz contra Orientales, precisamente un 24 de marzo, pero de 1979. Como aquello ocurrió cuando este periodista no había cumplido los tres años, buscamos los detalles con el colega Osvaldo Rojas Garay, quien tiene memoria enciclopédica y un archivo a prueba de balas.

La hazaña de Muñoz fue en el estadio Guillermón Moncada, contra el derecho Rafael Castillo, durante una Serie Selectiva. En ese propio torneo, el gigante del Escambray también pegó tres jonrones frente a Camagüey y Pinar del Río. Casi nada…

En definitiva, Odrisamer abandonó en el quinto capítulo, cuando permitió hit de Borrero y le dio boleto a Pestano. En su lugar entró el zurdo Yohandri Portal, quien apagó el fuego y mantuvo intacto el marcador.

Como consuelo, Odrisamer no llegó a los cien lanzamientos y puede abrir el domingo si la serie se extiende hasta ese día. Casi nadie apuesta por una barrida de Villa Clara, pero es una posibilidad. Veremos si la magia del Latino cambia la película.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.