José Antonio Guerra obtiene medalla de bronce en Grand Prix de clavados

Este domingo el santiaguero unirá fuerzas con el joven Jeinkler Aguirre en la plataforma sincronizada para buscar otra medalla para Cuba.

Autor:

Yurisander Guevara

Dos competencias en una misma jornada realizó este sábado el clavadista cubano José Antonio Guerra en el Grand Prix de Montreal, Canadá. Primero, el santiaguero acarició la medalla de bronce junto a Jorge Betancourt en el trampolín sincronizado, aunque finalmente se ubicaron cuartos con acumulado de 366.18 puntos.

Guerra y Betancourt fueron mejorando progresivamente sus saltos, pero en las dos primeras rondas obtuvieron puntuaciones muy bajas y se les hizo difícil el podio. Paradójicamente, los saltos iniciales tenían menor grado de dificultad.

La medalla de oro en esta lid fue al cuello de los locales Alexandre Despatie y Reuben Ross (425.04 puntos). En plata quedó la pareja china de Longjin Yu y Shixin Li (417.69), en tanto el bronce se lo llevó Rusia, representada por Evgeny Kuznetsov e Ilya Zakharov (395.88).

Ya en la tarde, Guerra se encaramó en la plataforma y desarrolló tremenda competencia, muy emocionante para quienes pudimos seguirla en vivo a través de internet.

En la primera ronda de saltos, el cubano se ubicó segundo con 76.50 puntos, en tanto el chino Ai Sen Chen marcaba la diferencia con una ejecución casi perfecta de 96.00 unidades.

Así, vino la segunda manga y el criollo bajó un escaño, tras obtener 86.40 puntos. Ahí el australiano Matthew Mitcham, campeón olímpico de la especialidad en los Juegos de Beijing 2008, obtuvo 93 puntos y se coló por encima de Guerra. Arriba se mantuvo Chen, a pesar de solo sumar 77.40 unidades.

En la tercera ronda, Guerra se mantuvo en la misma posición, gracias a un imponente salto de 94.40. Pero Mitcham pasó a encabezar la competencia con otro formidable clavado de 99 rayitas. Chen logró 93.60 y bajó al segundo escaño.

La cuarta rotación fue adversa para Mitcham (86.40) y Guerra (81.60). Así, Chen se empinó hacia la punta nuevamente con 94.05.

Sin embargo, para el cubano los mayores sobresaltos estaban aún por venir, pues solo logró 54.45 puntos en la quinta vuelta. Chen (106.20) y Mitcham (102.60) no tuvieron problemas esta vez y aseguraron el podio.

Vino entonces la ronda decisiva, donde Guerra no podía permitirse el lujo de fallar nuevamente. Chen y Mitcham ya eran medallistas, pero al cubano lo perseguía de cerca el británico Peter Waterfield.

Imagino al santiaguero en lo más alto del tanque de clavados, concentrándose. Al final, sacó el extra y terminó su actuación con 90.00 puntos, para totalizar 483.35 y asegurar el bronce. Waterfield no aguantó la pegada y cerró con 458.80.

También a Chen le faltó la concentración intrínseca a los atletas de su país y obtuvo 88.80 puntos en su despedida. Entonces Mitcham vio los cielos abiertos y capturó el oro como los grandes, con un cierre de 104.40. El australiano acumuló finalmente 561 puntos y el chino 556.05.

Sin dudas, esta demostración de Guerra confirma la buena salud del clavado masculino cubano, que obtuvo dos preseas de bronce en la recién finalizada Serie Mundial.

Asimismo, este sábado el dúo cubano de Yaima Mena y Annia Rivera culminó en la octava posición de la plataforma sincronizada, con 278.88 puntos. Aquí ganaron las chinas Jiaming Zhu y Shengping Wu (346.20).

Las canadienses Megan Benefeito y Roseline Filion quedaron segundas con 328.50 puntos, en tanto las australianas Melissa Wu y Alexandra Croak fueron terceras (327.12).

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.