Cuatro escalones y el cielo - Deporte

Cuatro escalones y el cielo

El duelo de este viernes entre los equipos de Polonia y Cuba solo define el ordenamiento del grupo

el duelo de hoy entre los equipos de Polonia y Cuba solo define el ordenamiento del grupoel duelo de hoy entre los equipos de Polonia y Cuba solo define el ordenamiento del grupo

Autor:

Raiko Martín

SOFÍA.— Gane o pierda, llueva o relampaguee, el equipo cubano encarará hoy su duelo de turno con la satisfacción de saberse entre los cuatro grandes de la presente Liga Mundial de voleibol, cuya final se disputará hasta el domingo en esta ciudad.

La noticia les llegó sin sudar la camiseta, tal vez como recompensa al enorme despliegue realizado el pasado miércoles, cuando pusieron a los mismísimos brasileños al borde del precipicio con un triunfo que será largamente recordado.

Precisamente, fueron los sudamericanos, segundos hace un año, los primeros en despedirse de la imponente Arena Armeec. De terminar de empujarlos hacia el vacío se encargaron los polacos, quienes los sometieron este jueves en cinco sets con marcadores de 23-25, 25-23, 23-25, 25-17 y 15-10. De paso, los europeos aseguraron también su huequito en semifinales.

Muy disgustado se vio a Bernardo Rezende con el desempeño de sus pupilos, a los que ahora solo les queda realizar una loable actuación en los venideros Juegos Olímpicos de Londres para limpiar la pálida imagen dejada en la capital búlgara. Y después, la obligada renovación.

Así, el duelo de hoy entre los equipos de Polonia y Cuba solo define el ordenamiento del grupo, pues el hecho de jugar en el primer turno de la jornada les impide a ambos especular con el resultado.

«Nosotros vamos a seguir haciendo nuestro juego, manteniendo nuestro ritmo, y estamos preparados para salir a buscar otra victoria», comentó a JR el técnico Orlando Samuels poco después de conocer el desenlace que dejó fuera a los brasileños.

Mientras, en el grupo reina el optimismo, pues el equipo se ha encargado a lo largo de todo el torneo de matar gigantes. «Sacamos a Rusia y a Serbia, y ahora somos los mayores responsables de que los brasileños se vayan sin nada. Eso quiere decir que podemos liquidar a cualquiera», comentó Samuels con el líbero Keibel Gutiérrez en medio del entrenamiento realizado este jueves en la mañana.

Si le dieran a elegir, el estratega cubano preferiría un cruce con alemanes o búlgaros, pero tal y como están las cosas del otro lado de la valla, todo es impredecible.

En la llave F, Alemania resurgió de sus cenizas y rescató un agónico triunfo por 3-2 frente a Estados Unidos (20-25, 25-21, 21-25, 25-20 y 16-14), resultado que deja en pleno suspenso el desenlace.

A pesar del éxito, los germanos son los de peores opciones pues ya gastaron sus dos balas y quedaron con apenas dos puntos. Ese balance asegura el avance de los anfitriones —líderes con tres unidades—, y los deja a tiro de los norteños, quienes ganando al menos dos sets en la batalla de hoy ante los búlgaros, también certificarían sus boletos a semifinales.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.