Explota una mina de oro - Deporte

Explota una mina de oro

Tres títulos, dos medallas de plata y una de bronce catapultaron a Cuba hacia el noveno lugar por países

 

Autor:

José Luis López

Sensacional y categórica. Así podríamos adjetivar la jornada de este sábado para la delegación cubana, con protagonismo de las escuadras de atletismo y judo que compiten en los XIV Juegos Paralímpicos Londres 2012.

En esta pletórica fecha, los atletas discapacitados de la Isla consiguieron tres medallas de oro, dos de plata y una de bronce.

Según reflejó el sitio oficial del certamen, la figura prominente fue Luis Felipe Gutiérrez, de atletismo, quien en la sesión vespertina se estiró hasta 7,54 metros en su tercer intento, para coronarse en la prueba de salto de longitud. Por detrás quedó su coterráneo Ángel Jiménez, dueño de un brinco hasta los 7,14 metros, válido para la presea de plata.

Luego, en la noche, Gutiérrez realizó una buena carrera en los 100 metros y consiguió la medalla de plata con crono de 11:02 segundos, solo superado por el sensacional registro de 10:46, conseguido por el irlandés Jason Smith, que constituyó récord mundial.

Pero casi al cierre de la jornada, la bicampeona paralímpica de Beijing 2008, Yunidis Castillo (200 metros T46), no quería dejar margen a dudas de su excelente estado competitivo.

Y realizando una rápida salida de su bloque de arrancada, ganó el título con fenomenal crono de 24.45 segundos, que pulverizó la anterior cota del orbe de 24.46, en su poder desde los Juegos Parapanamericanos celebrados en Guadalajara hace un año.

Fiesta sobre el tatami

Pero los judoguis también querían aportar su granito de arena a la causa cubana. ¡Y qué bien lo hicieron!, con sendas medallas de oro y bronce.

Letal con sus potentes proyecciones, Jorge Hierrezuelo (90 kg) se mostró intransitable para sus cuatro oponentes, derrotando a los tres primeros por ippón.

En su primer combate, el talentoso Hierrezuelo superó al ucraniano Oleksandr Pominov y luego al mongol Ganbat Dahstseren, para deshacerse en semifinales del ruso Oleg Kretsu.

Así, el colchón ardía en pos del combate por la medalla de oro. Y el cubano tuvo que lidiar fuerte para vencer por yuko al británico Samuel Ingram, quien fue apoyado delirantemente por su público.

Mientras, Yangaliny Jiménez (+100 kg) se colgó la medalla de bronce, al superar por wazari al iraní Hamzen Nadro.

En su primera pelea, Jiménez venció por ippón al canadiense Tony Walby. Pero luego, cayó por wazari en semifinales ante el japonés Kento Masaki.

En la jornada de ayer, los judocas cubanos habían signado similar actuación, con el título de Dalidaivis Rodríguez (63 kg) y el bronce del doble medallista paralímpico Isao Cruz (81 kg).

El otro judoca cubano en competencia en la jornada de este sábado fue Juan Carlos Cortada (100 kg), quien resultó eliminado en su primer combate por el nipón Aramitsu Kitazono.

Tras esos resultados, Cuba amaneció en el noveno lugar por países, con siega de cuatro medallas de oro, dos de plata e igual cantidad de bronce. Lidera el medallero China (20-15-21), seguida por Australia (11-5-13) y Gran Bretaña (9-16-11).

 

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.